Alcoholismo y salud en las mujeres

Alcoholismo-y-salud-en-las-mujeres-2El consumo de alcohol provoca graves problemas no solo en la salud, sino también a veces en la actividad profesional, la situación financiera, las relaciones sociales y familiares. Una persona consume alcohol, aún a sabiendas de los efectos que causa en su salud y bienestar; eso es lo que llamamos dependencia del alcohol o alcoholismo. Hoy queremos hablarte un poco del alcoholismo en las mujeres, un tema que tal vez te interese. Si es así, no dudes en seguir leyendo.

Razones del alcoholismo en mujeres

Cuando una mujer es alcohólica, además de tener dependencia, manifiesta otras complicaciones, sobre todo a nivel de su salud. En relación a los números que muestran los hombres, las mujeres son cada vez más alcohólicas, por razones diversas; en verdad, las razones que conducen al abuso del alcohol pueden diferenciarse de una persona a otra.

Mientras que algunas mujeres beben con más frecuencia para olvidar o para afrontar sus problemas personales –por ejemplo, beber para colmar un vacío afectivo–, otras se hacen alcohólicas tras un desarreglo psiquiátrico como la esquizofrenia, la depresión o los problemas de ansiedad. Pero también existen otros factores como la pobreza, el aislamiento social y la timidez. Algunas veces, se busca cierto efecto del alcohol sobre la naturaleza de su personalidad –lo que acaba en una dependencia, y en mayores ingesta de bebidas para obtener el efecto deseado.



Las consecuencias del alcoholismo en la salud de las mujeres

El alcohol es una especie de veneno para las células humanas. En pequeñas cantidades, esta sustancia actúa con más o menos gravedad sobre el funcionamiento de estas células, pero en dosis más importantes, el alcohol las puede matar. Además, actúa como un represor del sistema nervioso, ejerciendo un efecto químico contrario a un medicamento antidepresor. Consumido en alta dosis, se convierte en una sustancia tóxica para el organismo.

El alcoholismo puede provocar problemas de salud crónicos como arritmias o ritmos cardíacos anormales –que pueden causar la muerte súbita, incluso en una persona joven, si lo consume de forma excesiva–. Las personas que tienen una fuerte dependencia del alcohol suelen tener una falta importante de vitamina B1.

El alcoholismo puede provocar también lesiones cerebrales, puesto que esta sustancia mata las células del cerebro; así como también lesiones cardíacas, diabetes, hipertensión arterial,enfermedades hepáticas, o pérdida de sensibilidad a nivel de algunos órganos.

Sin duda alguna, el alcoholismo en mujeres es un problema bastante grave, ya que no solo trae consecuencias físicas, sino también una serie de problemas emocionales y afectivos que influyen en la calidad de vida de la persona alcohólica y de quienes la rodean.

Fuente: www.imujer.com