Diputados opositores acusan a Costas de ser ‘servil a Evo y sus intereses dictatoriales’

Norma Piérola y Mauricio Muñoz aseguran que el gobernador cruceño aceptó ser funcional al Gobierno del MAS a cambio de no ser involucrado en el caso Rózsa

Diputados-opositores-acusan-a-Costas-de-ser--servil-a-Evo-y-sus-intereses-dictatoriales-

Ref. Fotografia: Evo Morales y Rubén Costas el año 2010 en un acto en Santa Cruz.



Los diputados de oposición Mauricio Muñoz y Norma Piérola, denunciaron este jueves que el Gobernador de Santa Cruz, Rubén Costas y el presidente Evo Morales son aliados en el "terrorismo a Bolivia".

En conferencia de prensa conjunta, los legisladores de oposición revelaron que el gobierno sacó de la lista del caso Rózsa al hermano del Gobernador, Humberto Costas Aguilera, a cambio de traicionar al resto de la dirigencia cruceña y firmar la rendición del Consejo Nacional Democrático (Conalde).

"Otra vez un viejo interés común une a las logias cruceñas y al gobierno de Evo Morales, acallar la verdad y el caso terrorismo (Rózsa) es una verdad que les incomoda por igual a Costas y a Evo. Ese es el sucio secreto que comparten desde la capitulación Prefectural de Cochabamba", afirmó el diputado Mauricio Muñoz (CN).

El legislador de oposición sostuvo que "al fin se desnuda la verdad" porque ahora Rubén Costas y Evo Morales resultaron aliados políticos para destruir a la verdadera oposición boliviana.

En ese sentido afirmó que ahora se entiende que nunca prospero un juicio contra Costas, "obvio si Costas es servil a Evo y sus intereses dictatoriales, jamás lo procesaran".

Por su parte, la también diputada de oposición Norma Piérola (CN), sostuvo que con estas pruebas queda demostrado como Evo Morales "fabricó su propia oposición funcional a sus intereses", obligando a la verdadera oposición a salir de Bolivia.

"Fruto de una sañuda persecución político-judicial instaurada contra sus genuinos representantes, tal es el caso de Manfred Reyes Villa, Mario Cossío y José Luis Paredes entre otros" afirmó la Diputada Piérola.

Fuente: El Día