Jessica Alba: “Mis contratos prohíben los desnudos”

jessicaalbaAcostumbrados a los rumores de Hollywood que circulan sin control por por internet, lo ideal sería confirmar o desmentir con el propio implicado sobre este o aquel chismorreo. No siempre resulta fácil, pero, en el caso de Jessica Alba (33 años), logramos nuestro objetivo. La actriz, madre de dos hijas y escritora sobre estilos de vida y hábitos saludables («La vida honesta» es la obra con la que se estrenó), nos recibe en exclusiva ante el inminente estreno en Estados Unidos, el viernes 22, de la segunda parte de «Sin City».

jessica-alba-sin-city-a-dame-to-kill-for-movie-wallpaper-¿Si pudiera volver diez años atrás, qué le diría a la versión más joven de Jessica Alba?

-Aprendí con cada decisión que tomé en el camino, y por eso hoy soy la persona que soy. Como mucho diría: «No pidas disculpas por ser tú misma». Cuando empecé a ser más fuerte, más positiva y a dominar el ego, me me sentí muchísimo mejor con quien soy. Ya no tengo miedo de opinar.



-Entre tantas celebridades, ¿a quién considera amigo realmente?

-En general, cuando termino una película solamente vuelvo a ver a mis compañeros en el estreno. A veces, sin embargo, se genera una buena amistad con ciertas personas. No se trata de que sean famosos, lo importante es la conexión humana. A veces se da y otras veces no.

-Entonces, ¿no es cierta su amistad con Eva Langoria, Eva Mendes y Kate Hudson?

-Conozco a Mendes, pero soy más amiga de Longoria. Y probablemente soy todavía más amiga de Rosario Dawson.

No habla castellano, pero Jessica Alba se considera una verdadera latina gracias a su padre, de origen mexicano. Su infancia siguió el trazado que marcó el trabajo de su progenitor en la Fuerza Aérea: de Los Ángeles, donde nació, a Texas, de allí a Misisipi y vuelta a California, a Claremont, donde comenzó a compaginar sus estudios de interpretación con su trabajo como modelo. Encontró su primera gran oportunidad en la televisión, con el papel de Maya en las dos primeras temporadas de la teleserie «Flipper». Hasta que James Cameron la eligió para encarnar a un soldado en la serie de ciencia ficción «Dark Angel», lo que le valió una nominación a los Globo de Oro. Luego llegaron «Sin City», junto a Bruce Willis; «Los 4 fantásticos», con Chris Evans y un buen número de comedias románticas junto a Ashton Kutcher, Ben Stiller y Robert De Niro.

-¿Podemos confirmar o desmentir algunos rumores de su vida? ¿Es cierto, por ejemplo, que tenía cinco años cuando se le ocurrió ser actriz

-Sí. Yo crecí en una familia muy entretenida. Hay pintores y músicos. Y por eso no era tan extraño que quisiera ser actriz, solo que nadie lo había hecho profesionalmente en Hollywood. Eso sí que fue raro.

-¿En qué momento se dio cuenta de que lo había logrado?

-Cuando James Cameron me contrató para «Dark Angel», porque fue lo primero que hizo después de «Titanic».

-¿Qué es lo mejor de haber rodado «Sin City»?

-Aprender la dinámica en un estudio de cine, la disciplina, el trabajo duro y el respeto por todo el proceso cinematográfico para contar una buena historia.

-¿Es cierto que para preparar su papel en la primera película de «Sin City» visitaba clubs de striptease?

-Sí, es cierto.

-¿Y lo ha vuelto a hacer para esta nueva entrega?

-No, no lo necesité. Tampoco resulta tan emocionante (risas). El burlesque es mucho mejor. Es más fiel al espíritu de la nocovela gráfica de Frank Miller.

-¿Tienen sus contratos una claúsula donde se especifica que no puede desnudarse en la película?

-Sí, pero tampoco es tan extraño. Aunque si una decide aceptar un desnudo, pues lo hace. No es tan importante.

-¿Es cierto que no le gusta cuidarse demasiado el pelo?

-No me gusta nada ir a la peluquería. Me parece aburrido.

-Dicen que le dan miedo los pájaros…

-No es que me den miedo, es que prefiero que estén a distancia. No me gusta que me ca… encima.

-¿Es verdad que estuvo enamoradísima de Morgan Freeman, Sean Connery y Robert Redford?

-Sí, es cierto. ¿No es rarísimo?

-¿Y que desde muy joven se hacía la comida para controlar su peso, además de la salud?

-No. Yo siempre cociné junto a mi familia. No quería controlar mi peso ni nada. Comía lo que quería comer y siempre me gustó estar en la cocina.

-¿Tampoco es verdad que tiene alergia al detergente?

-Le tengo alergia a un detergente específico que se usa con los bebés. Y por eso monté una empresa para hacer productos que no tengan químicos tóxicos ni causen reacciones. Ahora ya tenemos 80 productos sin tóxicos.

Cuando nació su hija Honor, Jessica Alba recurría a su madre para que le diera consejos. Fue ella quien le recomendó una marca de detergente especial para bebés para lavar su ropita. «Al principio me pareció que el perfume era demasiado fuerte, pero pero no le di importancia porque mamá insistió que era el mejor», relata. Cuando doblaba la ropa, los estornudos no paraban y en las manos empezó a brotar un enorme sarpullido. «Con el tiempo se descubrió que ese mismo detergente tenía componentes químicos diferentes de los que había cuando mi madre lo usaba treinta años atrás -dice-. Hay elementos que ni siquiera se testan para saber si son seguros. Hay que comprobar todo». Se propuso cambiar las cosas generar y creó The Honest Company, su marca de productos familiares. Más tarde, escribió el libro «La vida honesta», donde desvela sus trucos y estrategias para mantener una vida natural.

-¿Cuál es el mejor consejo para una vida saludable?

-Dejar los zapatos en la puerta de casa.

-¿Y su estrategia para mantener una buena dieta?

-Dejo a un lado los alimentos procesados y, aunque me encanta cocinar, trato de hacerlo en menos de 20 minutos. No hago más que aplicar lo que aprendí a lo largo de mi vida y tomar las decisiones acertadas.

Fuente: www.abc.es