Oficialistas apuntan a conseguir el dominio del Senado

ELECCIONES 2014 EN BOLIVIA. Periodo Legislativo. De los 36 escaños en la Cámara Alta, el MAS puede obtener 30 y Unidad Democrática seis. Según analistas, Evo Morales tendrá carta blanca para gobernar e impulsar las reformas constitucionales

imageEL DEBER, Santa Cruz

La mayoría electoral del MAS en los nueve departamentos del país también garantizaría una presencia mayoritaria del oficialismo en la Cámara de Senadores.



Según los resultados de la primera encuesta nacional aplicada por Equipos Mori a encargo de EL DEBER, el Senado se encamina hacia una conformación bipartidaria. De los 36 escaños (cuatro por departamento), el MAS puede alcanzar 30 y los otros seis corresponderían a Unidad Demócrata, de Samuel Doria Medina.

La distribución se debe a que el partido de Evo Morales supera la barrera del 60% de la intención de votos en Oruro (66%) y La Paz (61%), mientras que en Potosí está con el 56% y en Cochabamba con un 52%. La votación más baja para el oficialismo se concentra en Beni, donde obtuvo un 38%, contra el 19% de Doria Medina.

SENADO

De acuerdo con las proyecciones de la intención de voto, el MAS obtendría las cuatro senadurías en La Paz, Oruro y Potosí, mientras que en los otros seis departamentos cederá un espacio para Unidad Democrática.

En criterio de los politólogos Yerko Ilijic y Luis Andia, estos resultados hacen presumir que el  presidente Evo Morales tendrá ‘carta blanca’ para gobernar e introducir los cambios en el país que considere necesarios.

  Para Ilijic, se prevé el fortalecimiento de la figura del jefe de Estado, pero es posible que en estas elecciones surja en el Senado la figura de un nuevo líder dentro del MAS que se convierta en el segundo hombre del régimen, superando al vicepresidente Álvaro García Linera, porque será clave para articular cambios en el Legislativo, la reforma constitucional y la judicial.

Por su lado, Luis Andia afirmó que la presencia mayoritaria del MAS en el Senado posibilitará cambios constitucionales para permitir la figura de la relección presidencial indefinida, como sucedió recientemente en Ecuador

image