Samsung muestra cómo controlar un automóvil desde tu reloj inteligente

Se trata de un sistema que permite visualizar diversas opciones como el estado del vehículo, si necesita reparación, llamarlo para que nos venga a buscar y otros aspectos similares.

Pocos años han pasado desde que visiones como la de la serie de TV «El Auto Fantástico» fueran llevadas a la realidad. Primero fue el smartphone que nos permitió controlar y conocer algunos aspectos del vehículo, y ahora Samsung dio un paso más allá utilizando el reloj inteligente Gear S para realizar esta función.

Presentado en el Samsung Forum 2015, la empresa dio a conocer la forma en que gestionaremos los distintos aspectos del auto, un BMW i3, algo que comenzó tímidamente con el primer modelo Gear hasta llegar a la última generación de relojes inteligentes  y agregando cada vez más funciones. 

La pantalla del wearable -que se caracteriza por utilizar una tarjeta SIM para hacer llamadas- nos permitirá visualizar el estado del vehículo, activar el aire acondicionado, marcar un destino en el mapa, ver los contactos sincronizados, qué luces están encendidas, si las puertas quedaron abiertas, cuántos kilómetros llevamos recorridos o aspectos técnicos como el nivel de batería o la necesidad de alguna reparación, gracias a un sistema de autodiagnóstico y comandos de voz. 



Todo esto se une a la iniciativa de BMW, que ya está diseñando un método para que el auto se estacione solo y luego venga a recogernos si así se lo pedimos, un aspecto aún en desarrollo en términos de exactitud y seguridad, pero ue funciona en detalles tan pequeños como ubicarse delante del auto y que éste se detenga solo. 

Ignacio Reyes, Product Manager del área wearables, indicó que la demostración de la interacción entre Gear S y el auto se enmarca en el contexto de un acuerdo de colaboración para potenciar el concepto de  «Internet de la cosas», lo que implica «enfocarse en la conexión de cada vez más aparatos del hogar y la vida cotidiana con el objetivo de sincronizarlos de una forma inteligente y siemrpe en función a potenciar la conveniencia en la vida diaria de una persona». 

En cuanto al sistema operativo utilizado, el ejecutivo indicó que se trata de una platafoma de funcionamiento correspondiente a Tizen, dejando de lado opciones como la de Android, y también abarca el uso de otros aparatos como Galaxy Note 4, por ejemplo. 

Según Reyes, más que un experimento, «es una demostración de una tecnología existente que si bien no se ha comercializado aún, es una realidad y será aplicada a productos comerciales a corto plazo», sin especificar fecha de llegada ni mercados disponibles.

Fuente: www.latercera.com