Suspenden audiencia de conciliación solicitada por Marín Sandoval en el proceso por violencia

El abogado del imputado aseguró que la querella por intento de feminicidio fue rechazada por el Ministerio Público. La acusación recordó que el Art. 46 de la Ley 348 prohíbe la conciliación.

Suspenden audiencia de conciliación solicitada por Marín Sandoval en el proceso por violencia

La Paz, 1 de febrero (ANF).-  El Ministerio Público postergó para este martes la audiencia de conciliación solicitada por el suspendido asambleísta departamental Marín Sandoval en el proceso que se le sigue por violencia familiar. Se lo acusa de haber golpeado a Litzi Rasguido, quien era su pareja.



La ausencia de la fiscal del caso, Karina Cuba, impidió la instalación de la audiencia en la que según el abogado del acusado, Paulo Peredo, la justicia debía pronunciarse a favor del pedido de conciliación que es una salida alternativa contemplada en la ley.

Peredo dijo que el único proceso en curso contra Marín Sandoval es por violencia familiar, la querella por intento de feminicidio está en proceso de objeción y no está admitida.

Marín Sandoval guarda detención en el penal de San Pedro desde el pasado 22 de diciembre y según estimó entonces la fiscal del caso podría ser pasible a una sanción de entre dos a cuatro años. En declaraciones a la prensa, dijo que «me estoy sometiendo a la ley, asisto a terapia de paraje y no corresponde acción en mi contra por un asunto que debe ser resuelto en el ámbito privado». 

La abogada de la madre de la víctima, Paola Barriga, rechazó la posibilidad de la conciliación porque el artículo 46 de ley 348 la prohíbe expresamente,  estamos ante delitos que deben ser sancionados Litzi podría perder la vida en manos de este sujeto.

Lamentó que Litzi Rasguido coadyuve en la solicitud de conciliación, lo que muestra que sigue siendo revicitimizada y está sometida a un daño psicológico severo, esperamos que la fiscal de materia tome en cuenta estos antecedentes.

Barriga explicó  en este caso existe violencia familiar e intento de feminicidio, ambos delitos son sancionados con la máxima pena.   

Por su parte, Noemí Paz, madre de la víctima, dijo que llegó a La Paz desde Ixiamas con la firme decisión de defender a su hija y con la misma convicción del primer momento: Mi hija corre peligro y necesita terapia psicológica. 

Litzi Rasguido se presentó ante los medios y dijo que continúa la relación con Marín Sandoval y responsabilizó al asambleísta Gustavo Torrico de los ribetes de escándalo que alcanzó su caso.  
 
Admitió que lo visita regularmente en el penal de San Pedro  e informó que se ha sometido a terapia psicológica. He iniciado la terapia, pido perdón a mis padres por todo lo que les hice pasar, especialmente a mi madre, pero mi decisión es respaldar a Marín y solicitar la conciliación, puntualizó.

/ZA/RPU/

 

Fuente: noticiasfides.com