Ven siete irregularidades en contrato por $us 4,6 millones

El diputado Dorado observa la compra de una clínica. Anunció que llevará el caso a la Fiscalía y la Contraloría. La vendedora niega ilegalidades y no teme a las investigaciones. El Sinec no contesta

La clínica Corazón de Jesús está ubicada en la av. 2 de Agosto, entre sexto y séptimo anillo

La clínica Corazón de Jesús está ubicada en la av. 2 de Agosto, entre sexto y séptimo anillo

RUY D’ALENCAR – [email protected]



La compra de una clínica privada por $us 4,6 millones, por parte del Seguro Integral de Salud (Sinec), es objeto de una investigación del Movimiento Demócrata Social (MDS), a la cabeza del diputado cruceño Luis Felipe Dorado, pues él observa al menos siete ‘irregularidades’ en la contratación, de acuerdo con documentos a los que accedió.

Se trata de la compra de la clínica Corazón de Jesús, según el contrato presentado por el diputado, efectuada el 28 de septiembre, caso que, anunció, pasará a la Fiscalía y a la Contraloría. La Gerencia del Sinec no respondió ayer, pese a que se buscó a Inés Carola Añez, la gerenta, en sus oficinas. Sus colaboradores la excusaron. Pero quien sí salió al paso fue Sonia Menacho, que vendió la clínica al Sinec, negando ilegalidades e invitando al congresista a revisar el caso con ella.

Siete observaciones
Según Dorado, la principal observación es que en la licitación se buscaba comprar una clínica con equipamiento por Bs 12 millones y se compró por excepción por Bs 33 millones ($us 4,6 millones).

La segunda observación indica que se lanzó dos licitaciones, la primera el 2 de agosto y la segunda el 1 de septiembre. Según Dorado, no se respetaron los plazos y el 21 de septiembre se declaró desierta la primera y un día después, sin considerar la segunda licitación, el Sinec invitó a contratar por excepción antes de que se venzan los plazos de la segunda convocatoria.

Menacho desconoce el proceso, pero relata que entre agosto y septiembre comisiones del Sinec visitaron la clínica Corazón de Jesús, ubicada en la avenida 2 de Agosto y sexto anillo, y le manifestaron interés, a lo que ella respondió que no estaba a la venta y menos por Bs 12 millones. Una vez declarada desierta la convocatoria ella propuso que podía venderla hasta en Bs 33 millones; que le paguen inicialmente los Bs 12 millones que tenían y luego el saldo en cuotas mensuales entre enero de 2017 y marzo de 2018. Y ella debía desocupar el predio en diciembre. En esos términos se firmó.

Dorado dice que la licitación era por un predio que tenga como mínimo 2.000 metros cuadrados y que se adjudicó uno de menos de 1.000 m2, como tercera observación. Menacho retrucó indicando que solo el área construida de su clínica tiene casi 2.000 metros cuadrados.

Se observa que el laboratorio de la clínica debe ser de tercer nivel y que el adquirido es de primer nivel. Menacho lo desmiente y asegura que su equipamiento es de tercer nivel. Como irregularidades se señala la falta de documentación del proveedor y que el pago de impuestos de transferencia los paga el Sinec. Finalmente, se observa el pago del anticipo por más del 30% del contrato cuando el DS 181 autoriza solo un 10%.

La vendedora dio al Sinec crédito directo
La doctora Sonia Menacho, que firmó la venta de la clínica Corazón de Jesús para el Sinec por $us 4,6 millones, asegura que al ver la insistencia de los directivos de esa entidad aseguradora en adquirir su establecimiento, fue ella quien les propuso vendérsela a través de un crédito directo, debido a que esta institución no tenía otra forma de pagarle el monto que costaba su recinto.

Menacho asegura que inicialmente expresó a los ejecutivos del Sinec que su clínica costaba $us 5 millones, aunque no pensaba venderla. Pero luego de una licitación declarada desierta, fue que se ideó esta forma de pago. Menacho relató que el Sinec le dijo que paga casi Bs 2 millones al mes por alquilar los servicios de una clínica privada. Para el diputado Luis Felipe Dorado, eso merece ser investigado.

Fuente: eldeber.com.bo