Anuncios

Ortiz exigió a la CIDH aplicar procedimiento ‘per saltum’ y así acelerar recurso para inhabilitar a Evo

[vid url=http://cd1.eju.tv/wp-content/uploads/2019/02/PB1902130810.mp4]

Paulo Abrão recibió más de 700 folios como prueba del deterioro democrático boliviano. Los documentos giran en torno a la defensa del 21F, la persecución política del MAS y los altos niveles de corrupción gubernamental

Sucre, 13 de febrero de 2019 (Prensa Demócrata).- Oscar Ortiz, senador Demócrata y candidato presidencial de la Alianza Bolivia dice No, exigió aplicar el procedimiento ‘per saltum’ a la petición N° 2157-17 presentada contra el Estado boliviano ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), para acelerar el tratamiento del recurso contra la repostulación inconstitucional de Evo Morales y apresurar la aplicación de medidas que garanticen el respeto a los resultados del referéndum del 21F.

La petición entregada oficialmente por el candidato opositor demanda específicamente al organismo aplicar el tratamiento per saltum, que es un instrumento legal que permite llevar un caso de alta gravedad directamente a las máximas instancias procesales, saltando etapas y evitando trámites en instancias intermedias.

Reunido la noche del martes en Sucre con Paulo Abrão, Secretario Ejecutivo de la CIDH, y acompañado por el senador y candidato a vicepresidente Edwin Rodríguez y el alto dirigente Demócrata Vladimir Peña, Ortiz presentó como pruebas del deterioro de la democracia en el país más de 700 folios consistentes en publicaciones de prensa y otros documentos (ley de organizaciones políticas, calendario electoral) que desvelan la injerencia del MAS en el TSE y la crisis en el organismo electoral que esta produjo, como la renuncia de vocales y despido de funcionarios técnicos.

Siga las noticias de eju.tv por //t.me/ejutv - Telegram

“Anoche, en la reunión con representante de la CIDH, presentamos un informe con 700 folios de pruebas sobre la defensa del 21F, demostrando la persecución política que existe a quienes piensan diferente al Gobierno en el país y también mostrando cómo se manipula la justicia, para dar impunidad a los responsables de los casos de corrupción que afectan a altas autoridades de Gobierno y del MAS”, expresó.

El representante nacional argumentó que la vulneración de los derechos políticos de más de dos millones de bolivianos, por parte del actual Gobierno, por el Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) y por el Tribunal Supremo Electoral (TSE), entre otros organismos coaptados por el MAS, está acrecentando y profundizando las protestas de los ciudadanos que rechazaron con su voto la reelección indefinida del actual mandatario.

En opinión de Ortiz, la CIDH debe tomar decisiones urgentes e inmediatas para prevenir que estos estallidos sociales de protesta no deriven en situaciones de extrema gravedad, como en Venezuela y Nicaragua, donde fallecidos, heridos, encarcelados y desplazados a otros países se contabilizan por cientos.

El líder de oposición también expuso que las elecciones primarias fueron llevadas a cabo con la única finalidad de intentar legitimar la habilitación del binomio masista Evo Morales – Álvaro García, pero el mismo proceso fue deslegitimado primero por los registros de personas sin su conocimiento en algunos partidos políticos y, segundo, por la escasa participación ciudadana en el acto de sufragio, lo que fue constatado por la misión de veedores electorales de la OEA.

Además, el candidato de Bolivia Dice No dio a conocer que la persecución política desatada por el Gobierno contra políticos de oposición se ha intensificado y ahora la figura tiende a agravarse, ya que se hizo patente la intención del oficialismo de intervenir alcaldías y gobernaciones ante indicios de posibles hechos de corrupción, lo que viola las autonomías de estas entidades y vulnera el principio de presunción de inocencia.

Finalmente, Ortiz enfatizó ante el secretario de la CIDH que la corrupción del MAS es un factor principal de la erosión de la democracia en el país, ya que desde el inicio de la administración de Evo Morales se manejaron grandes cantidades de recursos públicos sin fiscalización, lo que derivó en diferentes casos como el Fondo Indígena, barcazas chinas, caso Taladros, juegos ODESUR y CAMC (caso Zapata), que fueron denunciados por su persona oportunamente pero que hasta el momento no han sido resueltos.

La petición del procedimiento ´per saltum’ presentada por el candidato opositor fue sustentada en aplicación al Reglamento de la CIDH, en su artículo 29, incisos a y d, que establecen que “la petición será estudiada en su orden de entrada; no obstante, la Comisión podrá adelantar la evaluación de una petición en supuestos como: cuando el transcurso del tiempo prive a la petición de su efecto útil, y cuando la decisión pueda tener el efecto de remediar situaciones estructurales graves que tengan un impacto en el goce de los derechos humanos”.

En horas de la mañana, la comisión Demócrata se reunió con integrantes de la plataforma Bolivia Dice No para coordinar la presentación de esta en las audiencias de la CIDH con la sociedad civil.

Fuente: Prensa Demócratas

Anuncios