Puntos de acopio y venta de coca sin permiso rebasan al Gobierno tras conflicto yungueño

La Ley General de la Coca 906, vigente desde 8 de marzo de 2017, establece en el parágrafo II de su Artículo 24, que en Bolivia existen sólo dos mercados reconocidos para la comercialización de la hoja:  el mercado de la Asociación Departamental de Productores de Coca en Villa Fátima y, en el departamento de Cochabamba, el mercado de Sacaba.

27 de junio (Urgentebo).- “Ya nos rebasan las organizaciones sociales”, admitió el viceministro de la Coca, Eulogio Condori. Sostuvo que se redoblaron los controles que realiza el Gobierno debido a que, tras el conflicto interno de Asociación de Productores de Coca (Adepcoca) de Yungas, los productores y comerciantes instalan nuevos puntos de acopio y venta de la hoja al margen de la ley en diferentes sectores de la urbe al margen de la ley. La autoridad negó que se diera autorización.La Ley General de la Coca 906, vigente desde 8 de marzo de 2017, establece en el parágrafo II de su Artículo 24, que en Bolivia existen sólo dos mercados reconocidos para la comercialización de la hoja:  el mercado de la Asociación Departamental de Productores de Coca en Villa Fátima de La Paz y, en el departamento de Cochabamba, el mercado de Sacaba.“No hay mercados autorizados en este momento. No podemos transgredir a la ley con una autorización. Es la necesidad de los detallistas que están logrando de los productores acomodarse para vender su coca. No hay autorización del Viceministerio (de coca) ni del Ministerio (de Desarrollo Rural y Tierras), a un tercer mercado u otro mercado paralelo, eso no existe. Nos rebasaron los compañeros. Por el momento, estamos haciendo el control. Entiendo que esto va a ser coyuntural”, dijo Condori en entrevista con Radio Yungas.El conflictoLos productores y comercializadores afiliados a Adepcoca disputan el control de esta organización. Existe un sector que protesta y denuncia abuso en los controles y en la erradicación por parte de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC). Asimismo, demanda la liberación de su líder Franclin Gutiérrez, quien se encuentra con detención preventiva en la cárcel de San Pedro desde agosto de 2018. Es acusado por el deceso del teniente de Policía Daynor Sandoval, quien perdió la vida durante un enfrentamiento cuando se realizaba la erradicación de coca ilegal en La Asunta, norte de La Paz.Asimismo, este grupo protesta también en defensa de Sergio Pampa, actual dirigente de Adepcoca, que decidió declararse en la clandestinidad, luego de que la Fiscalía lo convocara a declarar en el marco de las investigaciones por el asesinato del secretario de Hacienda del Consejo de Federaciones Campesinas de Yungas (Cofecay), Eduardo Apaza. Además, critica que se instalen puntos de acopio al margen de Adepcoca.Sin embargo, existe otro grupo que demanda una mejor administración de la Asociación de Productores de Coca y que pide un nuevo mercado, uno estatal, al margen de Adepcoca con el argumento de que no cuentan con las garantías para comercializar y distribuir la hoja. Los dirigentes de este segundo grupo denunciaron que sufren abusos por parte de la actual dirigencia que administra el mercado de Villa Fátima.El presidente de la Federación Nacional de Cuenta Propia de Comerciantes al Detalle de Coca, Juan Carlos Serrudo, solicitó este lunes al Gobierno nacional un punto de acopio para no depender del mercado de la Adepcoca. Indicó que su sector es víctima de cobros irregulares y abusos.Puntos de acopio sin permisoUno de los puntos de acopio y venta que causó polémica es el instalado en la zona de Chuquiaguillo en la ciudad de La Paz, donde productores distribuyen taques de coca, cada una equivalente a 50 libras, para su distribución.A eso se suma la determinación de Federación Nacional de Cuenta Propia de Comerciantes al Detalle de Coca que se declaró en estado de emergencia hasta que el Estado le pueda otorgar un espacio donde pueda acopiar. Decidieron que hasta que no se logre respuesta del Gobierno, su provisión de coca se realizará a media cuadra del exsurtidor del Villa Fátima.Al respecto, el viceministro Eulogio Condori dijo que si los cocaleros buscan nuevos espacios de acopio y distribución de coca al margen del mercado autorizado de Villa Fátima es por culpa de la crisis de Adepcoca y de los dirigentes que son acusados de abusos.La autoridad denunció que la Asociación Departamental de Productores de Coca no da garantías para que personal de la Dirección de General de la Coca e industrialización (Digcoin) porque cuando se envió agentes, los cocaleros los amedrentaron.“Las organizaciones que hacen la comercialización piden a voz en cuello un mercado estatal. No nos echen la culpa, realmente es la administración de Adepcoca.  ¿El precio de la coca bajó? ¿Está erradicándose en las zonas tradicionales? No. Hay una garantía para ellos. El Gobierno no va a intervenir Adepcoca”, indicó el Viceministro de Coca.“Los detallistas y los productores mismos buscan sus medios para vender la hoja de coca. No hemos autorizado. Chuquiaguillo, ellos se buscaron, era incómodo y luego dicen que han bajado a Volantes a Yungas, pues ahí se están vendiendo su coca. Las federaciones han dicho que no van a comprar en Adepcoca porque han sido extorsionados con fichas, con dinero. De esa manera, ellos se buscaron sus formas y nos solicitaron, por favor, que veamos momentáneamente y no hay un mercado autorizado ni paralelo. No hay ninguna autorización fuera de esta ley”, acotó. “Estamos redoblando trabajo al personal del Digcoin. No se nos están escapando por el momento, es algo muy preocupante esta situación. Ojalá se pueda solucionar de una vez”, dijo.Fuente: https://www.urgentebo.com