Estatal boliviana Quipus ensamblará televisores Smart para la empresa coreana Hyundai

 

Los equipos producidos o ensamblados en Bolivia no son competitivos porque los demás países, sobre todo los de Asia, tienen ventajas tecnológicas, según el economista Luis Fernando García.

Quipus ensamblará televisores Smart para la empresa coreana Hyundai

 
  • La presentación de uno de los televisores, ayer. | APG
 
 
 

La empresa pública Quipus, golpeada por la oferta y competencia tecnológica asiática que la obligó a dejar de producir celulares, amplió su línea digital y electrónica tras la firma de un convenio interinstitucional, ayer, con la compañía coreana Hyundai para el ensamblado de aproximadamente 300 mil televisores Smart.

Para el economista Luis Fernando García, los equipos producidos o ensamblados en Bolivia no son competitivos porque los demás países, sobre todo los de Asia, tienen ventajas tecnológicas.



“Las empresas nacionales desarrollan equipos que no son competitivos con el mercado internacional. La vocación del país es de importar equipos, cuando no debiera ser así”, dijo García.

La ministra de Desarrollo Productivo, Nélida Sifuentes, anunció que el acuerdo tendrá vigencia de dos años y que los televisores serán de 32, 39 y 43 pulgadas, cuya producción será comercializada en el mercado nacional.

“Vamos a poder ensamblar estos televisores para el mercado nacional, son de diferentes pulgadas”, dijo.

La autoridad destacó el acuerdo porque permitirá a Quipus generar este año alrededor de 1,2 millones de dólares por el ensamblaje de esos televisores.

El director Comercial de Haier, David Serranos, explicó —durante la conferencia de prensa— que esa empresa es líder en productos de consumo a nivel mundial y dueño de General Electric, la segunda firma del sector con mayor presencia en China.

Igualmente, anunció que se prevé comenzar a ensamblar los televisores en un plazo de 90 días y parte de la producción será para exportar a los países de la región.

“Estamos muy entusiasmados para poder iniciar operaciones en un plazo de 90 días y comenzar a enviar los primeros contenedores a Argentina, a Uruguay”, remarcó Serranos.

El gerente de la empresa pública Quipus, Marcelo Eguino, precisó que los televisores saldrán del país con el sello “hecho en Bolivia”, tomando en cuenta que el ensamblado incluye la instalación de un “cuarto limpio” para fabricar paneles de los monitores.

Precisó que se ensamblará 1.400 televisores de 32 pulgadas HD; 1.400 de 32 pulgadas HD sound bar; 850 de 39 pulgadas HD Smart Android 7.0; 560 televisores de 43 pulgadas HD Smart; y 1.120 de 43 pulgadas Full HD.

Situación de Quipus

Quipus fue creada en 2013 y los dos primeros años de operación requirió una inversión de 474 millones de bolivianos. Nació con la visión de “producir, ensamblar y comercializar equipos tecnológicos de última generación (…) para reducir la brecha digital de Bolivia con el resto del mundo”, señala la página de la estatal.

Empezó ensamblando computadoras, tablets, celulares y otros equipos que no tuvieron el éxito y la acogida esperada. En 2018 dejó de ensamblar y producir celulares por la competencia asiática.

 

CREACIÓN DE NUEVAS FUENTES DE TRABAJO

El economista Luis Fernando García cuestionó si el convenio con la compañía extranjera generará nuevas fuentes de trabajo y si beneficiará laboralmente a los bolivianos.

“Lo importante sería que acá se fabrique un producto boliviano y lo podamos vender en el exterior. Así se produce riqueza, hay producción, hay aumento de la competitividad en el mercado. Así se puede reducir las importaciones”, dijo García.

En enero de 2018, Quipus retiró del mercado cochabambino dos marcas de celulares ante la imposibilidad de competir con la tecnología asiática que cada año se renueva, sobre todo de China y Corea, aseguró el Gobierno.

Los Tiempos