Paolo Lumia recibía dinero desde Italia que era enviado a nombre de bolivianos

El director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn), Maximiliano Dávila, informó hoy que el narcotraficante, Paolo Lumia, recibía dinero desde Italia enviado a cuentas de al menos diez ciudadanos bolivianos que estarían involucrados con él.  

“Diez personas involucradas quienes recibían dineros que llegaban de Italia. Los mismos, una vez que recogían, hacían la entrega”, informó el jefe policial antes de presentar a Lumia a los medios de comunicación

De estas diez personas, seis fueron identificados. Se trata de Raymundo C.C., Carmen A.P., Leonel D.A, Camilo C.A., Ana María I.C. y Emilio M.V.

Según las investigaciones preliminares, cada una de estas personas habría hecho la entrega del dinero a Paolo Lumia entre cuatro a 11 ocasiones. Las cifras exactas aún no fueron determinadas pero se cree que son montos millonarios.

Siga las noticias de eju.tv por //t.me/ejutv - Telegram

Lumia tendría contactos “muy intensos” con narcotraficantes colombianos y bolivianos. Es considerado en Italia como uno de los narcos más influyentes de ese país, miembro de las familias mafiosas de las regiones de Porta Nuova y Bagueria, en la ciudad de Palermo.

Fue atrapado ayer en Cochabamba. El fugitivo siciliano habitaba en un elegante condominio de la ciudad, en la zona norte. 

Lumia manejaría el tráfico de cocaína entre Colombia y varios países del mundo, especialmente en Asia. Fue condenado a 20 años de prisión en 2013 por traficar más de 200 kilos de cocaína a Italia. De España lo extraditaron a Italia. Después de estar en prisión un tiempo, salió y lo volvieron a detener por marihuana. Estaba esperando su juicio y huyó a Bolivia., cuando las fuerzas antidroga de Bolivia e Italia lo detuvieron.

Paolo Lumia, de 51 años, tiene numerosos antecedentes por narcotráfico y se presume que maneja el tráfico de cocaína entre Colombia y varios países del mundo, especialmente en Asia. Es considerado uno de los “intermediarios” más importantes del comercio mundial de drogas.

Fuente: lostiempos.com