Un estudio revela que el coronavirus ya estaba en Italia en diciembre

Los resultados muestran la presencia del SARS-Cov-2 en Milán y Turín dos meses antes de que se detectara el primer caso en el país

Un estudio revela que el coronavirus ya estaba en Italia en diciembreVarias mujeres pasean frente a la catedral del Duomo de Milán potegidas con mascarillas higiénicas contra el coronavirus (MIGUEL MEDINA / AFP)

El virus SARS-CoV-2 que ha provocado una pandemia mundial circulaba en Milán y Turín, ciudades del norte de Italia, ya desde diciembre de 2019, según se desprende de los análisis del Instituto de Sanidad italiano (ISS) de las aguas residuales recolectadas antes de que el 21 de febrero de 2020 se detectara oficialmente el primer caso en el país.

Las muestras tomadas en los purificadores de los centros urbanos del norte de Italia demuestran que el coronavirus circulaba ya entre la población, concluye el informe en el que se añade que “proporciona información coherente con otros resultados obtenidos del análisis en otros países”.



El estudio cita al informe que reveló la presencia de Covid en Barcelona 40 días antes de confirmar el primer contagio

En detalle cita un informe sobre pacientes hospitalizados en Francia, en los que se identificó el SARS-CoV-2 positivo a finales de diciembre de 2019 y de un estudio español en el que también se encontraron restos del patógeno en muestras de aguas residuales recolectadas a mediados de enero en Barcelona, aproximadamente 40 días antes de la notificación del primer caso autóctono.

El estudio del ISS examinó 40 muestras de aguas residuales recolectadas entre octubre de 2019 y febrero de 2020, y 24 muestras de control entre septiembre de 2018 y junio de 2019, lo que permitió excluir con seguridad la presencia del virus antes de diciembre.

Los resultados, confirmados en dos laboratorios diferentes con dos métodos distintos, mostraron la presencia del SARS-Cov-2 en las muestras tomadas en Milán y Turín el 18 de diciembre de 2019 y en Bolonia el 29 de enero de 2020.

“Esta investigación puede ayudarnos a entender el origen de la circulación del virus por Italia”, dijo Giuseppina La Rosa, experta en aguas residuales ambientales del Servicio Sanitario Nacional italiano que codirigió la investigación, en una declaración en la que detalla los hallazgos.

Otros estudios a pequeña escala llevados a cabo por equipos científicos en Países Bajos, Francia, Australia y otros lugares del mundo han encontrado indicios de que el virus que causa la Covid-19 puede ser detectado en las aguas residuales, tras lo que muchos países están empezando a utilizar muestras de estas aguas para rastrear la propagación de la enfermedad.

El resultado no “implica automáticamente que las principales cadenas de transmisión que llevaron al desarrollo de la epidemia en Italia se originaron a partir de estos primeros casos”

La Rosa dijo que la detección de la presencia del virus antes de finales de 2019 es consistente con las pruebas que se están recabando en otros países de que la Covid-19 podría haber estado circulando antes de que China informara de los primeros casos de la nueva enfermedad el 31 de diciembre. La presencia del virus en las muestras, sin embargo, no “implica automáticamente que las principales cadenas de transmisión que llevaron al desarrollo de la epidemia en nuestro país se originaron a partir de estos primeros casos”.

El número total de personas fallecidas en Italia por el coronavirus llegó este jueves a las 34.514, mientras que las personas que lo han contraído desde que se registró el primer caso oficial el pasado 21 de febrero ascienden a 238.159.

Fuente: lavanguardia.com