El MAS tiene más adeptos dispuestos a votar y ser jurados que cualquier otro

El 93% de los que votarán por Luis Arce afirman que irán a las urnas pese a la pandemia.

 



 

Fuente: Página Siete

 

Sergio Mendoza  / La Paz

 

El Movimiento Al Socialismo (MAS) tiene más simpatizantes que cualquier otro partido político dispuestos a ir a votar e incluso a ser jurados electorales pese a la pandemia del coronavirus. Esta tendencia contrasta con la menor intención que tienen los simpatizantes de otros partidos políticos para ir a las urnas o vigilar el voto ciudadano el próximo 18 de octubre, según una encuesta de Mercados y Muestras.

 

Casi todos aquellos que anunciaron su voto por el MAS (un 93%, para ser precisos) dijeron que irán a las urnas aún con el riesgo de la Covid-19. En cuanto al resto de los votantes la situación es diferente, sólo el 68% de los que apoyan a Carlos Mesa, el segundo candidato con más apoyo, están dispuestos a asistir a los recintos de votación el 18 de octubre (ver infografía).

Casi lo mismo ocurre con aquellos que apoyan a  Jeanine Añez: el 73% de sus simpatizantes están listos para votar en la fecha definida por el Tribunal Supremo Electoral.

El analista político Marcelo Silva señaló que estos resultados pueden explicarse por tres motivos: el primero es “el voto duro” que tiene el MAS con base en la identificación con lo “popular, lo indígena y lo periurbano”. El segundo se basa en el temor que tienen ciertos sectores afines a este partido político de perder los privilegios que tuvieron durante 14 años. Y el tercer motivo es la creencia y el discurso instaurado entre las filas masistas de que el coronavirus es un invento y no un peligro real.

Jurados electorales

También se consultó a los encuestados si estarían dispuestos a ser jurados electorales el día de las elecciones. El resultado fue que los que están más dispuestos a cumplir este importante rol en la vigilancia y transparencia del voto son los simpatizantes del MAS (ver segunda infografía).

Ningún otro candidato tiene tantos adeptos como Luis Arce,  dispuestos a cumplir este rol: un 66%. Sólo el 32% de los que apoyan a Carlos Mesa y el 29% de los que eligieron a Jeanine Añez se animarían a ser jurados electorales.

 

Silva enfatizó que el TSE debe dar las garantías para evitar una masiva ola de excusas para ser jurado electoral. “Me animaría a decir que un 90% de la responsabilidad de la jornada electoral está en manos del jurado”.

El analista resaltó  que ningún militante político puede ser jurado; además,  el sistema de sorteo para su  designación  reduciría los temores de que haya más simpatizantes de un solo partido en estas posiciones.

Ficha técnica 

  • Muestra   La muestra total fue de 1.100 casos, con un margen de error de ± 2,95%  y una confiabilidad de 95%.
  • Fechas  El trabajo de campo se hizo entre el 6 y 11 de agosto de 2020 a través de encuestas vía smartphones.
  • Financiador  Compañía Editora Luna Llena SA, empresa editora de Página Siete.