Lluvias dan un respiro parcial a los ganaderos del Chaco tarijeño impactados por sequía

Al menos dos lluvias registradas en las últimas dos semanas, según Róger Villa, presidente de la Federación de Ganaderos del Chaco (Fegachaco) con sede en Villa Montes, tercera sección municipal de la provincia de Gran Chaco, dan un alivio parcial a los productores pecuarios impactados por sequía.

De acuerdo con Villa, las lluvias cubrieron el 80% de los atajados de los puestos ganaderos ubicados en la llanura chaqueña que corresponde al municipio. Se cree que el agua acumulada en los reservorios de agua aguantará para no más de 30 días. La ola de calor y altas temperaturas que se registran en la zona chaqueña evaporan y secan las ‘aguadas’, fuente natural para el consumo animal.

El dirigente ganadero refirió que la vegetación ha comenzado a reverdecer, lo que da cierta tranquilidad por la disponibilidad de materia verde para el ‘ramoneo’ del ganado vacuno. Hizo un paréntesis para relevar el trabajo de sus pares de Santa Cruz que, según Villa, siempre se mostraron dispuestos a colaborar en la gestión y venta de rollos de pasto para el hato bovino.



Cree que el esfuerzo privado evitó la mortandad animal proyectada durante la sequía. Ahora están en plena tabulación de pérdida de animales, pero Villa cree que no superará el 5%. El hato bovino ronda las 155.000 cabezas de ganado. Lo negativo, según él, fueron las promesas de perforación de pozos de agua incumplidas por las autoridades del Gobierno de transición.

Ayer, durante la entrega de maquinarias a organizaciones agropecuarias de Santa Cruz, Beni y Tarija, la ministra de Desarrollo Rural y Tierras, Eliane Capobianco, señaló que hasta el momento se ejecutaron 80 pozos de agua de los 150 proyectados en zonas afectadas por sequía.

En Santa Cruz, según el secretario de Desarrollo Productivo de la Gobernación Luis Alberto Alpire, hasta el momento se asistió a los 20 municipios declarados en desastre por la sequía.

Para paliar la falta de forraje en la alimentación del ganado y el transporte de agua para el consumo humano la Gobernación repartió 1.810 rollos de pasto y sorgo y 143 tanques de agua de 900 litros.