En la nueva ola de Covid-19 aumentan los casos de personas que volvieron a enfermar

En Santa Cruz es donde más se reportaron estos casos, hay cerca de 300; seguido de Beni, con un centenar y Cochabamba, con seis sospechosos. Los casos están en estudio, se analiza si son reinfección, nueva infección o recaída

Fuente: El Deber

 



A menos de dos meses de cumplirse un año de los dos primeros casos de coronavirus en el país, en tres departamentos hay cerca de 400 personas que tras superar al virus volvieron a contagiarse. Son pacientes que reportaron los síntomas y confirmaron sus positivos a través de pruebas PCR en dos ocasiones, con una diferencia entre dos y cinco meses.

En el departamento de Santa Cruz se registran al menos 300 de estos casos; le sigue Beni con cerca de un centenar y Cochabamba, con seis, según los Servicios Departamentales de Salud de cada región.

En agosto del año pasado, las autoridades mencionaron que alrededor de 20 pacientes pasaron por esta situación y que estaban en estudio para identificar si se trataba de reinfección, recaída o nueva infección (la última por una cepa distinta de coronavirus).

Una de estas experiencias es la de Rubén Alviri (39) quien pasó en dos ocasiones la enfermedad, aunque sin requerir internación.

Su primer contagio fue entre agosto y septiembre de 2020 y solo tuvo malestar general y dolor en el pecho, que le quedó como secuela por varios meses.

En esa ocasión, tras tres exámenes particulares que confirmaron su diagnóstico, tuvo que guardar aislamiento domiciliario más de un mes y seguimiento médico por teléfono. En esa oportunidad, cuenta que el impacto sicológico fue mayor, pues tiene enfermedad de base y tenía temor complicarse.

El segundo contagio lo sufrió en diciembre. El 28 de ese mes comenzaron sus síntomas hasta que dio positivo. Esos días una conocida con la que se reunió lo llamó para decirle que ella dio positivo.

“Comencé con los síntomas de nuevo (más de tres meses después de dar negativo) y como todos quise pensar que era un resfrío. Así que tomé solo aspirina e ibuprofeno”, reconoce, pero con el transcurso de los días se sintió más débil y asistió al centro Remanso a realizarse la prueba. Le confirmaron su diagnóstico y lo contactaron para hacerle seguimiento.

Desde entonces lo llaman con cierta frecuencia y la semana pasada le dijeron que ya cumplió el periodo de aislamiento y que tenía el alta epidemiológica, pero solicitó una prueba más para confirmar que era negativo y se la negaron. Días antes se hizo una de forma particular y sigue dando positivo, por eso está a la espera de que pasen siete días para repetir el examen.

Actualmente sigue en aislamiento, pero se mantiene estable.

Santa Cruz

El departamento cruceño es el que más reporta este tipo de situaciones en pacientes, aunque no representa ni el 1% en relación al acumulado (más del 64.000) de casos confirmados desde el inicio de la pandemia.

El jefe de Epidemiología del Sedes, Carlos Hurtado, confirmó que estos casos son de personas que enfermaron (tenían PCR positivo), sanaron y dieron negativo a laboratorio, pero volvieron a enfermar.

Aclaró que si bien en la segunda infección se registraron personas que requirieron internación, no hubo decesos en este grupo.

“Hemos visto que en esta oleada se tiene una clínica más acentuada, es decir, las manifestaciones son más rápidas e intensas. Lo mismo sucede con este grupo de la población en análisis”, sostuvo.

En el departamento no se identificó un grupo de edad más vulnerable para una recaída.

La epidemióloga de la Caja Nacional de Salud (CNS), Deisy Ugarte, confirmó que tanto en el personal como en los afiliados se registraron casos de pacientes que luego de registrar negativo, volvieron a dar positivo después de algunos meses. “Últimamente se reportaron más casos, (pero) esto no es muy usual. Hay al menos más de 50 casos de estos”, sostuvo.

Detalló que es frecuente que pacientes que en la primera ocasión no presentaron síntomas, en la nueva se complican.

Mientras, el secretario municipal de La Guardia, Herbert Fernández, indicó que en el sistema público desde que empezó la pandemia solo identificaron un caso de estos que clasificaron como sospechoso de reinfección. Se trata de una doctora que trabajaba en un centro de salud, que tuvo prueba PCR positivo, luego dos negativos y al cabo de casi dos meses volvió a dar positivo a PCR. En este caso la paciente no presentó sintomatología más marcada en la segunda ocasión, al contrario, fueron leves.

“Solo en este caso puntual se identificó que la reinfección fue con síntomas más leves”, señaló a tiempo de añadir que la paciente no tenía más de 40 años.

Apuntó que más pacientes del municipio que se atienden en la CNS también le comentaron que atravesaron lo mismo.

En Beni

El director del Sedes, Erick Vallejos, dijo que se identificó que en la mayoría de los pacientes que volvieron a enfermar tuvieron síntomas leves y solo en algunos casos fueron más severos.

“Según lo que hemos observado y esto no es un dato científico, las personas que enfermaron levemente en la primera ola de contagios están tendiendo a tener manifestaciones más complejas. Si fue a la inversa, la última infección tiende a tener síntomas leves”, sostuvo.

Vallejos indicó que lo más frecuente en estos casos es que pacientes que enfermaron en la primera ola (entre abril y junio) desde diciembre nuevamente enfermaron, es decir con una diferencia de al menos cuatro meses.

En Cochabamba

En la región del valle, los seis casos fueron clasificados como sospecha de reinfección. El técnico del Sedes, Yercin Mamani, detalló que todos fueron en 2020 y se mantendrán como sospechosos porque se tuvo dificultades en los estudios.

Detalló que los dos primeros casos (septiembre 2020) fueron completamente asintomáticos, solo se detectó el virus por una prueba de control para el retorno a sus actividades y los cuatro últimos presentaron síntomas leves.

Expertos

El infectólogo Carlos Paz explica que la reinfección se da cuando dos virus afectan a una persona en diferentes etapas, para confirmar esto se debe hacer el estudio genético del virus en ambos momentos, para así identificar que es una variante.

En el mundo se confirmaron menos de 50 casos de reinfección y solo hubo un fallecido en este grupo, aunque hay más de 500 contagios sospechosos de reinfección, que requieren un complejo estudio genético de los dos momentos de contagio.

“La reinfección es rara. Solamente que ningún virus respiratorio da inmunidad que dure mucho tiempo. Los estudios dicen que la inmunidad duraría entre 100 días y un año, luego se extingue”, sostuvo.

Consideró que los casos descritos en el país podrían ser recaídas, que es cuando el virus queda latente en el organismo con baja carga viral y no es perceptible a los PCR, pero luego se puede reactivar. Añadió que también puede tratarse de reinfección, pero en casos muy raros.

“Hay personas que se hacen pruebas rápidas y creen que tuvieron el virus. Se deben seguir protocolos para confirmar una reinfección”, sostuvo.

Por su parte, Vallejos dijo que como en el país no se identifican cepas, se está tomando estos casos como positivo a reinfección. “Por ahora se tiene entendido que es la misma patología, porque las características del virus son similares”, dijo.

Ugarte confirmó que en la seguridad social tampoco se realizan estudios de cepas, por lo que estos casos pueden ser por una nueva, aunque añadió que hay estudios que indican que la inmunidad no dura mucho tiempo y se puede volver a enfermar.

Por su parte, Hurtado señaló que probablemente se trate de una variante. “Eso de reinfección debería ser por la misma cepa, por el mismo virus o con el mismo linaje, para nosotros estos casos son una nueva infección”, sostuvo.

Hurtado añadió que el mundo aún está conociendo de esta enfermedad, pero se habla de nueva infección por la experiencia de otras enfermedades, como influenza, en la que se puede enfermar varias veces, pero no por la misma cepa.

Gobierno descarta cuarentena

El ministro de Salud y Deportes, Jeyson Auza Pinto, volvió a descartar el retorno a una cuarentena rígida y convocó a  plantear soluciones alternativas. “La cuarentena desgarró la economía del pueblo boliviano y afectó a más del 80% de la población que vive del día a día, es por eso que más que optar por la opción más sencilla debemos buscar estrategias en conjunto”, dijo.

Vacunación, cuenta regresiva

Según el anuncio del presidente, Luis Arce, las vacunas llegarían al país desde el 25 de este mes, es decir en menos de una semana. Al respecto, Hurtado remarcó que, aunque no tienen una confirmación, ya se cuenta con un plan para la aplicación al personal de salud. Se prevé que en diez días se logrará inmunizar a este grupo. “Es importante que lleguen lo antes posible. Si llegan en un pico no tiene sentido vacunar porque después de la aplicación de las dosis se demora 21 días en hacer efecto en el cuerpo. La gente no es consciente de esto y se expondrá en pleno repunte y en esos 21 días aún puede enfermar”, explica.

Reunión nacional

Ayer se reunieron las autoridades del ministerio de Salud y representantes del municipio cruceño para acordar el plan de contención.

Al concluir, Auza indicó que se conformaron tres mesas técnicas (atención primaria de salud, gestión hospitalaria, y asuntos legales y administrativos) y los trabajos continuarán mañana.

La alcaldesa interina del municipio cruceño, Angélica Sosa, indicó que seguirán entregando medicamentos hasta la llegada de vacunas para inmunizar a la población.

Para saber

NUEVAS MEDIDAS
Se prevé que la Alcaldía cruceña emita las nuevas medidas con las que se continuará en cuarentena dinámica en el municipio. Hoy es el último día que se puede circular hasta las 22:00. En reiteradas ocasiones las autoridades locales descartaron retornar a una cuarentena rígida.

LÍNEA GRATUITA EN LA PAZ
Está habilitada la línea gratuita 800-13-5556 de la Alcaldía de La Paz para información sobre el COVID-19 a la población. Por día, los profesionales médicos atienden 100 llamadas.

RETIRAN EQUIPOS DE REMANSO
La Alcaldía retiró ayer camas y equipos de Remanso, por lo que se descarta habilitar este espacio para internación como sucedió en la primera ola, aunque el laboratorio continuará atendiendo con normalidad para pruebas de Covid-19.