Someten a detector de mentiras a policías implicados en un caso de droga

Un rumor motivó que se abra una investigación para saber la cantidad exacta de un cargamento de droga que fue incautado en el municipio cruceño de Roboré.

Fuente: Unitel

Producto de una suspicacia sobre la cantidad exacta de un cargamento de droga que fue incautado durante un operativo realizado el pasado 30 de enero en una carretera cercana a Roboré, se procedió a la separación de seis funcionarios policiales y se abrió una investigación en este caso.



Jhonny Aguilera, comandante general de la Policía, indicó que la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico ha desarrollado trabajos de orden técnico vinculados a la detección de verdad, mediante el empleo del polígrafo, «para ver si la versión de los policías implicados tiene un sustento material».

De acuerdo a las primeras investigaciones los implicados entregaron 152 kilos de droga pero se presume que el cargamento era mucho mayor -se habla de 500 kg-, sospecha que aún no ha sido afirmada ni descartada.

«Materialmente han sido sorprendidos en el transporte de la droga, lo cual los involucra, pero no han dado hasta ahora la versión de cuánta era la cantidad de la sustancia que era transportada», puntualizó Aguilera.

La autoridad policial informó que de acuerdo a la versión de los aprehendidos ellos «jamás supieron que había esa sustancia en su posesión», pero que «desde nuestro punto de vista se han utilizado elementos falsos para generar idoneidad en el transporte».

«Desde lo subjetivo ellos sabían lo que transportaban, pero desde el punto de vista material estamos obligados a presumir de que estos no sabían», dijo Aguilera en entrevista con Unitel.