Llamado al diálogo por “ley madre” no para medidas y suman sectores en apronte

 

Fuente: El Deber
 

Los sectores en apronte contra la Ley 1386 de Estrategia Nacional de Lucha contra la Legitimación de Ganancias Ilícitas y Financiamiento al Terrorismo seguirán con medidas de presión. Los gremialistas advierten con paralizar la ciudad de La Paz con marchas. La Confederación de Cooperativas de Bolivia (Concobol) presentará una iniciativa legislativa y de ser rechazada asumirá medidas. Los cívicos siguen en emergencia y el Comité Nacional por la Defensa de la Democracia (Conade) anuncia más sectores en protesta.

El Movimiento Al Socialismo (MAS) llamó al diálogo con el objetivo de elaborar la reglamentación de la Ley 1386. Varios sectores rechazaron la convocatoria. Piden la abrogación de la norma. Mientras, el Gobierno de Luis Arce calificó como un “fracaso” las movilizaciones que se ejecutaron ayer. En cinco regiones hubo marchas de gremialistas. Solo la ciudad de Potosí paralizó actividades en el centro de la Villa Imperial. Hoy prosigue esa medida.

En La Paz, la marcha de los gremialistas fue masiva y hubo algunos altercados en el centro de la sede de Gobierno con simpatizantes del MAS. La marcha del Conade no logró la convocatoria que se esperaba y asistieron pocas personas, que se sumaron a la movilización de los gremialistas.

En Santa Cruz, partieron marchas de comerciantes desde diferentes puntos de la ciudad y se concentraron en la plaza 24 de Septiembre para expresar el rechazo a la ley.

El presidente de la Cámara de Diputados, Freddy Mamani (MAS), afirmó ayer que la Ley 1386 está en plena vigencia y, en ese contexto, el legislador convocó a los sectores en conflicto a acudir al diálogo, pero no para analizar su abrogación, sino con el fin de explorar propuestas para la reglamentación de la norma.

“Es un fracaso esa convocatoria (de marchas), porque era política, era mentirosa y dañina para la reconstrucción de la economía del pueblo boliviano”, dijo Mamani.

Francisco Figueroa, de la Confederación de Gremialistas de Bolivia, respondió al asambleísta del MAS. El dirigente dijo que no acudirán a la convocatoria para explorar propuestas de la reglamentación. Aseguró que dejarán las medidas de presión cuando se abrogue la Ley 1386.

“Se ha resuelto que no se va a aceptar ir a un diálogo para cambiar la Ley 1386, sino que se mantiene el pedido de anulación. Es un pedido del transporte pesado nacional y del sector gremialista nacional”, detalló Figueroa.

Más medidas

El máximo dirigente gremial anunció que la siguiente semana se desarrollarán más medidas de presión contra la norma. Figueroa afirmó que cada regional evaluará las marchas de ayer y que de acuerdo a los resultados se verán nuevas protestas. No se descarta convocar a un nuevo paro nacional, pero admitió que esa postura se debe consensuar con los sectores en conflicto.

La Concobol, que reúne a las cooperativas de Bolivia, anunció que el siguiente martes presentará un proyecto de ley que tiene como fin la abrogación de la Ley 1386. En caso de que el MAS no acepte la iniciativa, las cooperativas iniciarán medidas de presión, como bloqueo de carreteras.

“Tenemos una posición institucional y el próximo martes (26 de octubre) haremos conocer al pueblo de Bolivia cuál es nuestra propuesta. Que el Gobierno no crea que somos incapaces de plantear una ley alternativa a la Ley 1386. Eso es lo que vamos a presentar al pueblo de Bolivia y si el Gobierno no reflexiona vendrá lo que a nadie le gusta: las medidas de presión”, advirtió Braulio Arguedas, vicepresidente de Concobol.

De los siete artículos que tiene la cuestionada Ley 1386, el sector gremial observó el apartado siete, que abre la posibilidad de hacer ajustes “mediante decreto” a la mencionada estrategia que está detallada en un anexo de 53 páginas. El instrumento legal está vigente desde el 16 de agosto, cuando fue publicado por la Gaceta Oficial luego de su promulgación por el presidente Luis Arce.

Según Antonio Siñani, dirigente gremialista de El Alto, la norma establece que las ganancias del sector informal pueden considerarse como una ganancia ilícita. “Eso dice el artículo siete, pero también se lee en el apartado noveno de la estrategia que hay ganancias ilícitas en los informales, que son el 95% de El Alto”, dijo.

Mientras, el Conade realizó 11 observaciones a la norma y consideró que el Gobierno no pretende luchar contra las ganancias ilícitas, sino que pretender realizar un “terrorismo financiero” contra los opositores y activistas.

“Se prioriza la investigación de las organizaciones sin fines de lucro, pero además su composición societaria, acción que borra toda presunción de inocencia y privacidad, se desarrollará la nueva normativa para ‘establecer medidas preventivas enfocadas a la constitución de las organizaciones sin fines de lucro’”, es uno de los puntos que observa el Conade.

Manuel Morales, del Conade, anunció que sostendrán reuniones con médicos y maestros para unir fuerzas en las movilizaciones. El dirigente aseguró que la “lucha” no terminó y que la siguiente semana se establecerán nuevas protestas contra la norma.

“Lo interesante es que hay nuevos sectores que se están incorporando, el caso del sector salud, magisterio y otros. Entonces, las medidas de presión se realizarán con más fuerza. Nosotros no vamos a la negociación de modificar la ley, vamos por la abrogación”, detalló Morales.

Ven división

El viceministro de Defensa al Consumidor, Jorge Silva, aseguró que los sectores en protesta están divididos y que existen bloques que están de acuerdo en dialogar algunas modificaciones, como es el caso de los cooperativistas mineros de Potosí, dijo.

El sector cívico sigue en apronte. En Potosí se desarrolló un paro en parte de la Villa Imperial. El sector transporte acató la medida, y no así los cooperativistas y gremiales, según explicó el vicepresidente del Comité Cívico Potosinista (Comcipo), Nelson Gutiérrez. El dirigente informó que se hubo bloqueos en el centro potosino y que hoy continuará la medida de presión.

Mientras, el Comité Cívico de Tarija anunció que el próximo lunes se sumarán a las medidas y que tienen previsto realizar marchas en el centro tarijeño. “El lunes vamos a comenzar con nuestras movilizaciones”, dijo Adrián Ávila, presidente cívico tarijeño.