Luis Arce viaja a Brasil y Asamblea demora la abrogación de Ley 1386

El debate por la anulación de la norma se inició con un tenso debate. La oposición criticó que el MAS criminalice la protesta. Mientras que el oficialismo tildó de ‘inoperantes’ a los diputados opositores

Ivan Alejandro Paredes



La sesión de Diputados inició 23 minutos después de la hora oficial de la convocatoria. Pasaron lista y de inmediato se esquivó un obstáculo. No se había conformado la comisión de Constitución para que brinde un informe de la norma que abrogó la Ley 1386. Se lo hizo de manera excepcional y luego de un cuarto intermedio se inició el tratamiento para abrogar la norma. Antes de iniciar la sesión, el presidente Luis Arce viajaba a Brasil para sostener encuentros con residentes bolivianos en ese país y con la Central Única de Trabajadores (CUT), el mayor sindicato brasileño.

Al inicio de la sesión, la bancada opositora de Comunidad Ciudadana (CC) presentó una resolución para abordar la reposición de los dos tercios en el reglamento legislativo. Los diputados Miguel Roca y Carlos Alarcón presentaron la propuesta. El titular de la Cámara Baja, Freddy Mamani, solicitó la aprobación por voto para ver si trataba la resolución. No hubo mayoría y la iniciativa fue desechada.

Luego, Mamani explicó que la norma que abrogará la Ley 1386 debía pasar obligatoriamente por comisión para que exista un informe de la instancia. Ese aspecto demoró el tratamiento y se tuvo que crear de manera excepcional una comisión para que elabore su informe. Se concedió un cuarto intermedio para cumplir con el trámite.

Hasta ahí la situación era normal. En la comisión la oposición se negó a firmar el proyecto de ley para abrogar la 1386 porque en el texto incluía palabras que cuestionaban a las personas que realizaron el paro y las medidas de presión en diferentes puntos del país. El diputado José Carlos Gutiérrez, de filas de Creemos, denunció la iniciativa que al final solo fue aprobada por el Movimiento Al Socialismo (MAS).

El legislador informó que el proyecto de “ley corta” para la abrogación de la ley fue aprobado en la Comisión de Constitución por la mayoría del MAS. “Pretenden generar una narrativa falsa sobre la abrogación de la Ley 1386 acusando a los transportistas, gremialistas y al pueblo en general de generar violencia y un golpe de Estado”, afirmó Gutiérrez.

En la exposición de motivos del proyecto de ley, el MAS cuestionó las movilizaciones que existen por la abrogación de la Ley 1386. En el texto se refiere como “personas inescrupulosas con intereses individuales”, a los manifestantes que están en contra de la norma.

Críticas al texto

En el texto también se incluye que existen grupos que generaron “desinformación” sobre la norma y que sectores, como gremiales y transportistas, paralizaron actividades, situación que “aprovecharon algunos grupos para generar violencia que dejaron luto”.

Al final del documento, se menciona que en 2019 hubo un “golpe de Estado” y que ahora el Gobierno trabaja para lograr la reactivación económica en el país.

La sesión fue restaurada luego de una hora y media. El debate transcurrió con acusaciones de ambos bandos. El diputado Erwin Bazán, de Creemos, acusó que el MAS pretendió criminalizar la protesta y a todos los bolivianos que se movilizaron para abrogar el paquete de leyes.

Rechazamos la exposición de motivos del proyecto de ley de Abrogación de la ley 1386, porque deja la puerta abierta para que el MAS criminalice la protesta y a los bolivianos que participaron del paro multisectorial”, dijo Bazán.

En el MAS criticaron la posición que adoptaron los legisladores de oposición. El diputado Patricio Mendoza cuestionó que los opositores busquen en la movilización la abrogación de la norma y que “llegado el momento se corran”, en referencia a que las bancadas de CC y Creemos no aprobaron el proyecto de ley en la Comisión de Constitución.

Son unos cobardes. Impulsan la abrogación de la Ley (1386) y en la comisión se niegan a aprobar la abrogación. ¿Quién los entiende? Tienen un discurso para los medios de comunicación y tienen otro para su trabajo parlamentario”, criticó Mendoza.

El debate transcurrió con acusaciones de ambos bandos. La oposición pidió modificar la exposición de motivos y el presidente de Diputados se negó a hacerlo porque en el fondo se estaba debatiendo el único artículo que tiene la norma. Los legisladores del MAS también se oponían a modificar el texto y pedían a los opositores aprobar la norma.

Arce viaja a Brasil

E l presidente Luis Arce viajó ayer por la tarde a Brasil para reunirse con la comunidad boliviana en ese país y atender una invitación de la Central Única de Trabajadores (CUT). El mandatario entregó el bastón de mando a David Choquehuanca en medio de los conflictos por la abrogación de la Ley 1386 y de un paquete de siete normas. El viaje generó críticas por parte de opositores.

“Viajamos a Brasil para sostener un encuentro con nuestra comunidad boliviana y atender una invitación de las hermanas y hermanos de la Central Única de Trabajadores (CUT-Brasil). Entregamos el bastón de mando a nuestro jilata David Choquehuanca”, escribió ayer Arce en sus redes sociales.

La última vez que el jefe de Estado viajó a ese país fue la madrugada del 13 de diciembre del año pasado y fue para realizarse un control médico luego de haber superado el cáncer de riñón que le diagnosticaron en 2017.

En esa ocasión señaló: “Hoy me ausento de Bolivia para realizar mi control rutinario de salud. Agradezco al pueblo boliviano por el cariño y los buenos deseos que me han hecho llegar”, refirió Arce. El mandatario informó que se encontraba bien de salud y que eran procedimientos de rutina de todos los años.

El diputado Bazán cuestionó que el mandatario haya salido del país en medio del conflicto por la abrogación de leyes. El legislador consideró que Arce quiere “dejar el problema” a Choquehuanca, como lo hacía -dijo- Evo Morales con Álvaro García.

“Nos enteramos que el presidente (Luis) Arce escapó a Brasil. La primera autoridad debería estar en el país resolviendo los problemas que hay por su culpa y por culpa de su partido. Aprendió de Evo Morales, que escapaba en medio del conflicto y dejaba la responsabilidad a su vicepresidente (García)”, dijo Bazán.

Mientras, el diputado Héctor Arce (MAS) consideró que el mandatario cumple una invitación “que fue planificada hace tiempo” y que está “en su derecho” a salir del país. “Acá no existe que el presidente este escapando, eso no. El hermano Luis Arce está cumpliendo con una invitación y también aprovechará para conocer las demandas de los compatriotas bolivianos en la ciudad de San Pablo”, dijo.

EL MAS DESCARTA EL DEBATE DE LA RESTITUCIÓN DE LOS 2/3 Y NIEGA AGENDAR EL PAQUETE DE SIETE LEYES

El Movimiento Al Socialismo (MAS) descartó la reposición de los dos tercios en los reglamentos legislativos y también agendar la abrogación del paquete de siete leyes que ahora son motivo del conflicto. Comunidad Ciudadana (CC) presentó ayer un proyecto de resolución para la restitución de los dos tercios en los reglamentos de debate del Senado y Diputados.

“La reposición de los dos tercios, en ambas cámaras, en sus reglamentos, se hace una cuestión de Estado”, afirmó el líder de CC, Carlos Mesa.

La alianza Creemos, a través del diputado Erwin Bazán, también presentó un proyecto de resolución camaral para restituir los dos tercios y la abrogación del paquete de leyes. También fue rechazada por el titular de Diputados, Freddy Mamani.

Están siete leyes incluidas en el paquete son: de Registro de Comercio, Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social, de Fortalecimiento de Lucha Contra la Corrupción, Ley de Estadísticas Oficiales, de Ascensos en la Policía, de ascensos en las Fuerzas Armadas (FFAA) y el proyecto de ley de Derechos Reales.

Fuente: eldeber.com.bo