Agropecuarios cruceños apuestan por la biotecnología, la conectividad y los nuevos mercados de exportación

La CAO considera que incorporar eventos transgénicos permitirá incrementar la producción sin necesidad de ampliar cultivos a nuevas áreas.  

La Cámara Agropecuaria del Oriente (CAO) está impulsando una Agenda Productiva 2022, que busca modernizar la producción rural y acceder a diversos mercados internacionales. Para conocer más sobre esta iniciativa, eju.tv entrevistó al primer vicepresidente de la institución, José Luis Farah.



eju.tv: La Agenda presentada por la CAO enfatiza la necesidad de liberar las biotecnologías. ¿Cuáles serían los eventos transgénicos que se busca viabilizar?

José Luis Farah: En un mundo globalizado, es imperioso, necesario y urgente el uso de agrobiotecnología. Porque los productos provenientes de esa tecnología ya los estamos consumiendo en nuestro país. Ingresan tanto de forma legal como de contrabando.

Los productos que necesitamos viabilizar son soya, maíz y algodón, pero también es importante incursionar en caña de azúcar y trigo. El ignorar esta tecnología  genera salida de divisas, menor productividad y evita tener mayores fuentes de empleo en nuestro país.

En materia de apertura de nuevos mercados de exportación, ¿a qué países y a qué rubros agropecuarios se apunta?

Gran parte de nuestros productos llegaron a copar el mercado interno hace años y por problemas de plagas, enfermedades y malezas no podemos abrir nuevos mercados, para que nuestra producción despegue con mayor fuerza.

Necesitamos de forma urgente abrir mercados: peruano para el algodón, el norte chileno para productos tropicales, genética bovina, carne de pollo, cerdo,  entre otros, pero en general necesitamos trabajar en la armonización de protocolos con diversos países para ampliar y diversificar nuestros mercados, como paso fundamental para un mayor crecimiento de la producción.

¿El proyecto Campo Conectado es parte de la Agenda? ¿Puede comentarnos sobre ese proyecto?

Este era un sueño desde hace varios años, así que desde la primera vicepresidencia de la CAO iniciamos este trabajo. Uno de los puntos básicos para el desarrollo de la producción es la tecnificación y el tema de la conectividad es básico, para implementar y llevar adelante modelos de producción agrícola y pecuaria de alta precisión. Por tanto, desde la CAO queremos que todos los productores tengamos acceso a la conectividad en nuestros campos, para facilitar nuestras actividades. De esta forma seremos más competitivos, más eficientes y más productivos.

¿La liberación de biotecnologías puede incrementar la productividad dentro de la superficie actual, reduciendo la necesidad de ampliar la frontera agrícola?

Efectivamente, eso es lo que se busca con la biotecnología. Por ejemplo, solo con incorporar eventos de punta en soya se estima que la producción podría incrementarse en más del 20% sin utilizar ningún área adicional a la actual. En el caso de maíz, el incremento de la producción en la misma área superará el 40%, utilizando eventos de Organismos Genéticamente Mejorados.

Pero el beneficio no solo es el incremento del rendimiento, también es el bajar la  utilización de productos químicos, nocivos a la salud, y disminuir los costos de producción. Así el producto llegara más barato a los sectores que producen carne de pollo, carne de cerdo, carne vacuna, huevo, leche y  otros.

Finalmente, dos puntos son básicos para dar certidumbre al sector: primero, la seguridad jurídica de la tierra debe garantizar las inversiones de largo plazo, para que el agro se aprovisione de tecnología de punta y se pueda incrementar los rendimientos de forma inmediata. La inseguridad jurídica posterga el desarrollo del sector, hace que este país sea cada vez más ineficiente y menos competitivo. Segundo, el contrabando es otro factor negativo para las divisas, los empleos, la productividad y atenta contra la salud de la población.

Edición y entrevista: Emilio Martínez

© eju.tv