Armenia, dispuesta a normalizar relaciones con Turquía

Armenia está dispuesta a normalizar relaciones con Turquía sin condiciones previas y designará un representante especial para el diálogo, anunció el portavoz del Ministerio de Exteriores armenio, Vaan Unanián.

Ginebra, Suiza, 2020 | Manifestación de apoyo a Armenia en el conflicto con Azerbaiyán por Nagorno Karabaj.

Armenia y Turquía están distanciadas por la ocupación armenia de territorio de Azerbaiyán en la guerra de Nagorno Karabaj de 1993 y la negativa turca a reconocer el genocidio armenio de 1915.



«Armenia está preparada para un proceso de arreglo de las relaciones con Turquía sin condiciones previas, algo que contempla el programa del Gobierno armenio», citó a Unanián un comunicado de la diplomacia armenia.

El portavoz de Exteriores confirmó que la parte armenia designará un representante especial para el diálogo con Ankara.

Este lunes (13.12.2021), el Gobierno turco anunció que dará los primeros pasos para normalizar las relaciones con Armenia, como el nombramiento de representantes oficiales y el restablecimiento de vuelos directos entre ambos países, tras tres décadas de cierre de fronteras y sin apertura de Embajadas.

«Pronto nombraremos, de forma mutua, un enviado especial como paso hacia la normalización de las relaciones con Armenia», dijo el ministro de Exteriores de Turquía, Mevlüt Çavusoglu, durante un debate en el Parlamento turco.

Turquía no mantiene relaciones diplomáticas con su vecino desde que Armenia, recién independizada de la Unión Soviética, ocupó territorio de Azerbaiyán en la guerra de Nagorno Karabaj de 1993.

Desde entonces, la frontera entre los dos países está cerrada y las tensiones políticas se mantienen, exacerbadas por la negativa de Turquía de reconocer como «genocidio» las masacres de armenios cometidos por fuerzas turcas en 1915, en los últimos años del Imperio otomano.

Si bien, en 2009, Armenia y Turquía firmaron un acuerdo para restablecer relaciones y abrir sus fronteras, este nunca llegó a ser ratificado. Además, Turquía es el gran aliado de Azerbaiyán en su conflicto con Armenia por Nagorno Karabaj, que fue parte de la república soviética de Azerbaiyán pese a estar mayoritariamente poblada por armenios.

Drones de combate de fabricación turca fueron decisivos en la guerra de 2020 en la que, en 44 días, Azerbaiyán recuperó grandes extensiones de su territorio que se hallaban desde hace casi 30 años bajo control armenio. (efe)

Fuente: dw.com