Recuperados con vacuna, los más protegidos frente a ómicron

Según una investigación, quienes han recibido una doble dosis de Pfizer tienen una protección reducida ante ómicron. Los más protegidos son quienes superaron la infección y después recibieron una o dos dosis de vacuna.

  

default

Aún falta tiempo para conocer con certeza los efectos de la variante ómicron y su capacidad para evadir la inmunidad generada por las vacunas o por el propio cuerpo, pero un pequeño estudio preliminar realizado en Sudáfrica arroja ya algunas pistas.



Según la investigación, quienes han recibido una doble dosis de Pfizer tienen una protección bastante reducida, aunque no totalmente anulada, ante la variante ómicron. Los más protegidos son quienes superaron la infección y después recibieron una o dos dosis de vacunacomo refuerzo inmunitario.

Protección antre COVID grave y muerte

El estudio, basado en el análisis de los efectos de ómicron sobre muestras de sangre de 12 personas previamente vacunadas en Sudáfrica con la solución anticovid de Pfizer-BioNTech, fue realizado por especialistas del Instituto de Investigación de Salud de África (Africa Health Research Institute, AHRI) y publicado el martes, 7 de diciembre de 2021, para ser sometido a revisión de pares por la comunidad científica.

«La investigación de laboratorio de Sudáfrica sugiere marcadamente que la variante ómicron del SARS-COV-2 escapa a la inmunidad de anticuerpos inducida por la vacuna Pfizer-BioNTech (Comirnaty), pero que las personas que estuvieron tanto vacunadas como previamente infectadas retienen considerable inmunidad», señaló AHRI en la presentación del informe.

El director ejecutivo del instituto, Willem Hanekom, puntualizó que las «implicaciones clínicas» de estos datos preliminares aún están por definir y precisó que, aunque la conclusión más probable es que las fórmulas existentes ofrezcan menor protección ante ómicron, «los vacunólogos concuerdan en que las actuales vacunas aún protegen contra la enfermedad grave y la muerte».

Si bien estos datos no se pueden equiparar directamente a términos de eficacia de las vacunas, la caída de la protección de los anticuerpos observada es 41 veces mayor para la variante ómicron que para el coronavirus original.

Sin información sobre terceras dosis

Uno de los autores del estudio, el investigador Alex Sigal, precisó posteriormente a través de las redes sociales que los datos de este estudio son «mejores» de lo que se esperaban inicialmente para ómicron, a la vista de sus múltiples mutaciones.

«Basado en el genoma, pensé que sería peor. Parece que es mayoritariamente una cuestión de cantidad, cuanto más anticuerpos, mejor», señaló Sigal en Twitter en conversación con otros científicos. Otros especialistas apuntaron también a que, dado que en la sangre de las personas con la doble dosis que además habían sufrido una infección previa ómicron sí se veía mayoritariamente neutralizada, una tercera dosis de refuerzo podría ser la clave para combatir esta variante.

El estudio, no obstante, no incluye información relativa a muestras con terceras dosis, porque por el momento no se están aplicando en Sudáfrica (que tiene solo a alrededor del 25 por ciento de su población vacunada).

Además, los científicos consideran que los anticuerpos no son la única herramienta de respuesta contra el virus aportada por las vacunas, ya que, por ejemplo, también estimulan los linfocitos B y T de «memoria» que recordarían cómo combatir ese virus en el futuro.

MS (efe/AHRI)

Fuente: DW