El ejército suizo apuesta por Threema en lugar de apps de mensajería extranjeras

El ejército suizo ha tomado la decisión de prohibir a su personal la utilización de aplicaciones de mensajería como WhatsApp, Signal, Telegram, y cualquier otra de índole extranjero, para las comunicaciones oficiales, favoreciendo en su lugar la utilización de Threema, un servicio de mensajería de origen suizo y que también tiene sus servidores en dicho territorio.

Según Associated Press, los principales responsables del ejército suizo enviaron durante el pasado mes de diciembre una carta personal a los principales comandantes, instándoles al uso del servicio de mensajería Threema, sin posibilidad para optar por cualquier otro servicio de mensajería en un principio, aunque esta exigencia se suavizó más recientemente, pasando a convertir el uso de Threema en una recomendación.



En la misiva, citaron la mayor necesidad de contar con comunicaciones seguras, mostrando como principal inquietud la legislación estadounidense, que permitiría a las autoridades de aquel país tener la potestad de acceder a los datos almacenados por empresas que se encuentren bajo jurisdicción en los Estados Unidos.

A este respecto, la Ley CLOUD impone a los prestadores de servicios en Internet que se encuentren bajo la jurisdicción estadounidense a cumplir con las órdenes de registro, independientemente de donde tengan ubicado los servidores.

Threema es una empresa de origen suizo y con servidores únicamente en Suiza, una situación que le evita tener que pasar por la legislación estadounidense, y acogiéndose además a la legislación europea en materia de la protección de la privacidad, la conocida legislación GDPR.

El asunto está en que, como comentan en The Verge, pese a que los registros almacenados en territorio europeo se acogen a la GDPR, y por ende, en principio no deberían estar dentro del ámbito judicial de los Estados Unidos, en 2020, un juez federal de Nueva York señaló en un dictamen que el cumplimiento de las leyes extranjeras en materia de privacidad no anulan la obligación de presentar documentos en el descubrimiento, en referencia a un caso donde la búsqueda de la Securities and Exchange Commission de Estados Unidos en la app de Telegram por no registrar adecuadamente la venta de sus token de criptomonedas.

Fuente: Link