Termina en Palmasola el paramédico que vendía vacunas contra el Covid-19 en Bs 1.400

El paramédico Fernando Drew Arauz fue enviado preventivamente a la cárcel de Palmasola por determinación del juez Primo Flores, tras ser acusado de comercializar y suministrar vacunas Janssen de la farmacéutica Johnson & Johnson a personas que querían viajar al exterior del país y pretendían evitar las largas filas en los puntos de inmunización habilitados en la capital cruceña.

El sindicado fue descubierto luego de que una mujer lo denunciara. La víctima refiere que contrató al paramédico, por sugerencias de amigos, para recibir la vacuna contra el Covid-19 y poder viajar a Estados Unidos. Sin embargo, el carné de vacunación que recibió, no fue validado para concretar su viaje al exterior.

La afectada denunció que depositó Bs 1.400 bolivianos a una cuenta bancaría por la vacuna que le suministró el paramédico.

Según las investigaciones de la unidad Anticorrupción de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), hay por lo menos cinco víctimas y algunas no recibieron el carnet de vacunación que prometió el sindicado.

El hombre fue aprehendido el miércoles por agentes de la Felcc cuando circulaba en su vehículo por el barrio Bélgica, en Santa Cruz de la Sierra. En la requisa se le encontró tarjetas de vacunación con el logo de CDC, con la firma del denunciado en el reverso. Asimismo, se encontró ampollas, jeringas, gel refrigerante y pruebas de Covid -19.

Entre los documentos de prueba contra el sindicado, que cursan en el cuadernillo de investigación, se encuentra el informe del responsable del Programa Ampliado de Inmunización (PAI), Dorian Jiménez, quien explicó que, según la norma vigente, está prohibida la comercialización de vacunas por personas particulares, pues solo el Ministerio de Salud y Deportes se encarga de su distribución.

La fiscal Marcela Terceros imputó a Fernando Drew por delitos contra la salud pública y usurpación de funciones. En su fundamentación demostró la posible autoría del acusado, lo cual fue valorado por el juez Primo Flores, que determinó enviarlo a Palmasola por 150 días. La audiencia cautelar se desarrolló este viernes.