Moderna prevé un refuerzo de la vacuna contra el coronavirus para agosto y evalúa si será específica para Ómicron

El laboratorio está realizando los ensayos clínicos para determinar si una fórmula desarrollada para la nueva variante ofrece una protección superior a la dosis actual

(Reuters)

(Reuters)



El director ejecutivo de la empresa estadounidense de biotecnología Moderna declaró que un refuerzo específico para la variante Ómicron podría estar listo en agosto, pero que la empresa aún está reuniendo datos clínicos para determinar si esa vacuna ofrecería una mejor protección que una nueva dosis de la vacuna ya existente.

El mes pasado, Moderna inició los ensayos clínicos de una dosis de refuerzo diseñada específicamente para combatir Ómicron, pero los resultados iniciales de los estudios realizados en monos muestran que la inyección específica contra esta variante podría no ofrecer una protección superior a la de una nueva dosis de la vacuna existente.

El director ejecutivo de Moderna, Stéphane Bancel, dijo en una entrevista a Reuters que la empresa pretendía tener un refuerzo listo para agosto de 2022, antes del próximo otoño, cuando, según él, más personas vulnerables podrían necesitarlo.

Las vacunas de Moderna utilizan tecnología de ARNm o ARN mensajero para provocar una respuesta inmunitaria, de manera similar a la inyección desarrollada por Pfizer/BioNTech.

(Reuters)

(Reuters)

Creemos que será necesario un refuerzo. Todavía no sé si será la vacuna existente, solo Ómicron, o válida para las dos: Ómicron y la vacuna existente, dos ARNm en una dosis”. Dijo que se tomaría una decisión en los próximos meses, cuando se disponga de datos clínicos.

Bancel también confirmó que, en el mejor de los casos, Moderna tendría lista para agosto de 2023 una vacuna de tipo integral que protegería simultáneamente contra la COVID-19, la gripe y otras enfermedades respiratorias.

Añadió que el precio de esta vacuna en desarrollo sería “muy similar” al aplicado a la vacuna actual.

Moderna cobra precios diferentes para las distintas regiones del mundo, con una horquilla que oscila entre los 15 y los 37 dólares, según UNICEF, una agencia de las Naciones Unidas que participa en la distribución de vacunas a las naciones más pobres.

IMPULSO DE VENTAS EN EUROPA

Por otra parte, Moderna anunció sus planes de ampliar su red comercial en Europa en un intento de aumentar las ventas en el continente.

“Moderna tiene previsto establecer una presencia comercial en Bélgica, Dinamarca, Noruega, Países Bajos, Polonia y Suecia para favorecer el suministro de vacunas y terapias de ARNm a nivel local”, señaló la empresa en un comunicado. Estas nuevas filiales europeas se sumarán a las oficinas comerciales de Italia, Francia, Alemania, España, Suiza y Reino Unido. Moderna también está impulsando su presencia comercial en Asia.

Stephane Bancel

Stephane Bancel

En Europa, Moderna produce sus vacunas a través de asociaciones de fabricación que incluyen a Lonza en Suiza y los Países Bajos, ROVI en España y Recipharm en Francia. La empresa envió el año pasado más de 800 millones de vacunas COVID-19 a nivel mundial y tiene acuerdos con países de la UE para el suministro de hasta 460 millones de dosis.

Además de las vacunas, Moderna también está desarrollando fármacos de ARNm contra una serie de enfermedades como el cáncer, las enfermedades cardiovasculares y las enfermedades genéticas raras.

(Con información de Reuters/Por Francesco Guarascio)

Fuente: infobae.com