Montaño denuncia daño económico al Estado por Iván Arias, exministro de Obras Públicas

«Tenemos el informe de la Contraloría, nada de esto es persecución política”, afirmó el ministro.

Fuente: ABI



El ministro de Obras Públicas, Servicios y Vivienda, Edgar Montaño, denunció este viernes que, el alcalde de La Paz, Iván Arias, junto a otras seis personas, incurrieron en tres delitos: Daño económico al Estado; Uso Indebido de Bienes y Servicios Públicos y Conducta Antieconómica por la suma de Bs 138.662 cuando fue ministro en el gobierno de facto de Jeanine Añez.

“De acuerdo al trabajo de auditoría que se ha realizado, es que el señor Iván Arias (exministro de Obras Públicas); Ángel Rosas Cossio; Virginia Arias (exasesora de Despacho); Marlen Aguilar (exjefe de Gabinete); Julio Linares (exjefe de Gabinete) y Doris Alandia (exjefe de Gabinete), utilizaron aviones para trasladarse desde la ciudad de La Paz hasta otros departamentos sin que sean las tareas específicas del exministro de Obras Públicas, Iván Arias”, indicó Montaño, según un reporte de prensa de la cartera de Estado.

La autoridad descartó que este proceso forme parte de una “persecución política”, toda vez que en la auditoría realizada por la Contraloría General del Estado se evidenció que el entonces Ministro de Obras Públicas y cada Jefe de Gabinete que formó parte de su gestión solicitaron mediante nota al Director Ejecutivo de la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) la respectiva cotización para operación de vuelo, sin embargo, la nota no incluían el detalle ni número de personas a ser desplazadas en el vuelo.

“El informe de la Contraloría señala claramente que se vieron temas incluso particulares y se ha detectado que la nave de la DGAC ha sido utilizada por personas particulares, obviamente con la autorización del exministro. Tenemos el informe de la Contraloría, nada de esto es persecución política”, afirmó el ministro.

Montaño lamentó que políticos de derecha hayan ocasionado el golpe de Estado con el objetivo de dañar económicamente al país y aprovechando los cargos públicos para robar a los bolivianos y bolivianas, tal y como lo hizo el ahora alcalde de La Paz, Iván Arias.