Alemania activa alerta temprana de su plan de emergencia del gas

El ministro alemán de Economía, Robert Habeck, activó la etapa de alerta temprana del llamado plan de emergencia del gas, previendo un deterioro inminente en la situación del suministro de gas en Alemania.

La proclamación de la primera fase del plan de emergencia del gas es una decisión de precaución. «Actualmente, no hay cuellos de botella en el suministro», aseguró el ministro alemán de Economía, Robert Habeck, este miércoles (30.03.2022) en una conferencia de prensa en Berlín. La Comisión de la UE ha sido informada, dijo.



«Sin embargo, debemos aumentar las medidas de precaución para estar preparados en caso de una escalada por parte de Rusia», advirtió político verde, en referencia a las amenazas de Rusia de aceptar solo entregas de gas ruso a Europa occidental en rublos.

Sinrestricción de suministro estatal (aún)

«No aceptaremos ningún incumplimiento de los contratos de suministro», insistió, dos días después de que los países del G7 rechazaran la demanda rusa.

Este primero de los tres niveles de crisis aún no prevé ninguna restricción de suministro estatal, sino que establece un equipo de crisis en el ministerio para monitorear la situación.

No obstante, Habeck llamó a los consumidores a ahorrar gasolina. Cada kilovatio hora de energía ahorrada ayuda, dijo el titular alemán de Economía en la capital alemana.

Kremlin insiste en cobrar el gas en rublos

El Kremlin insistió este martes en que el gas ruso suministrado a Europa debe pagarse en rublos, rechazando las críticas del G7, en el contexto de las sanciones y contrasanciones entre Rusia y los países occidentales por la ofensiva rusa en Ucrania.

«Nadie va a entregar gas gratis. No es posible. Y solo se puede pagar en rublos», dijo el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov.

El gas ruso es crucial para la UE pero desde el inicio de la ofensiva rusa en Ucrania intenta encontrar la forma de romper su dependencia.

rml (reuters, afp, ap, dpa, Der Spiegel, Tageschau, noticia en desarrollo)

Fuente: dw.com