Las tropas ucranianas usarán misiles británicos portátiles para derribar aviones rusos

El secretario de Defensa británico anunció que las tropas ucranianas ya están listas para utilizar el sistema Starstreak. Además, advirtió que los generales de Putin se enfrentan a juicios similares a los de Nuremberg por crímenes de guerra

Misiles antiaéreos de fabricación británica están a punto de ser desplegados por Ucrania en el conflicto por primera vez, anunció este domingo el gobierno británico.

El secretario de Defensa, Ben Wallace, dijo al diario The Mail on Sunday, que el sistema Starstreak, misiles portátiles de alta velocidad para derribar aviones enemigos que vuelan a baja altura, comenzaría a ser usado por las tropas ucranianas de manera inminente.



Wallace dijo que las primeras tropas ucranianas habían sido entrenadas y ya estaban desplegadas con Starstreak, y agregó que el Reino Unido estaba “haciendo más que casi nadie” para ayudar al país invadido por Putin.

Por otro lado, el ministro de Defensa descartó el suministro de tanques, uno de los pedidos del presidente ucraniano Zelensky a los aliados occidentales.

“Uno de los mayores desafíos es que cuanto más se avanza en la sofisticación de los sistemas de armas, más entrenamiento se necesita para usarlos, razón por la cual el enfoque real del esfuerzo debe ser ayudar a los ucranianos a restaurar o ubicar equipos rusos o soviéticos que ya están en su inventario. Simplemente proporcionar tanques británicos realmente no funcionaría”, dijo Wallace.

El Secretario de Defensa británico Ben Wallace (REUTERS/Peter Nicholls)
El Secretario de Defensa británico Ben Wallace (REUTERS/Peter Nicholls)

El miércoles pasado, en la víspera de sendas cumbres de la OTAN y el G7, el primer ministro del Reino Unido Boris Johnson ya había anunciado la entrega de 6.000 misiles adicionales a Ucrania, duplicando así sus suministros de armas defensivas al país desde la invasión rusa.

Pese a la resistencia “extraordinariamente valiente” de los ucranianos, “no podemos quedarnos de brazos cruzados y dejar que los rusos destruyan las ciudades ucranianas”, dijo Johnson.

Estos 6.000 misiles defensivos se sumaron a los más de 4.000 misiles antitanque, incluidos NLAW Javelin, y Starstreak que ya habían enviado el Reino Unido a Ucrania.

Johnson también anunció una ayuda de 25 millones de libras (33 millones de dólares, 30 millones de euros) para el ejército ucraniano, además de los 400 millones de libras de ayuda económica y humanitaria ya prometidos.

“Un mes después del inicio de la crisis, la comunidad internacional se enfrenta a una elección”, advirtió el mandatario británico. “Podemos mantener la llama de la libertad encendida en Ucrania, o arriesgarnos a que se extinga en toda Europa y en el mundo”, afirmó.

El Reino Unido también destinará 4,1 millones de libras a BBC World Service, el servicio internacional del grupo público de radiotelevisión británico, para “combatir la desinformación en Rusia y Ucrania”, y proporcionará un mayor apoyo a la investigación del Tribunal Penal Internacional sobre posibles crímenes de guerra.

Al respecto, Wallace advirtió este domingo que los generales de Putin se enfrentan a un ajuste de cuentas similar a los juicios de Nuremberg de los nazis después de la Segunda Guerra Mundial por los crímenes de guerra en Ucrania, con Mikhail Mizintsev, el llamado “Carnicero de Mariupol”, a la cabeza de la lista por su bombardeo de civiles en la ciudad.

“La destrucción sistemática de más de 1.000 propiedades en Mariupol va en contra de los Convenios de Ginebra. El tipo de armas utilizadas y la forma en que se entregan indican un objetivo deliberado”, dijo Wallace.

“Al final, la justicia alcanza a la mayoría de las personas, y no tengo dudas de que eventualmente lo hará. En este momento, el ajuste de cuentas parece estar ocurriendo en el terreno con un número significativo de líderes [militares] rusos asesinados”, finalizó.

Fuente: Infobae