Un avión de guerra chino se estrelló en el disputado Mar Meridional

Taiwán reportó que tras la caída y el Ejército Popular de Liberación anunció un “entrenamiento militar” en la zona que en realidad se trataría de un operativo de búsqueda y rescate

Avión chino Shaanxi Y-8

Avión chino Shaanxi Y-8



Autoridades de inteligencia de Taiwán reportaron que un avión de guerra del ejército chino se estrelló en el disputado Mar de China Meridional a principios de este mes, según informó este jueves el South China Morning Post.

Poco después de la fecha reportada por el diario, las fuerzas armadas del gigante asiático anunciaron la realización de ejercicios militares cerca del lugar del presunto accidente, informó la Oficina de Seguridad Nacional de la isla a la asamblea legislativa.

El informe de inteligencia reportó que la nave estrellada era un avión de guerra antisubmarina Shaanxi Y-8.

Tras la presunta pérdida del caza, el Ejército Popular de Liberación anunció restricciones de navegación en la zona para realizar un “entrenamiento militar”, que según Taiwán en realidad se trataría de búsqueda y rescate, cerca a las aguas cercanas de zonas disputadas en la región.

(Reuters TV via CCTV/Captura de pantalla)

(Reuters TV via CCTV/Captura de pantalla)

Además, el informe señala que el incidente fue una oportunidad para “poner a prueba los límites de EEUU y otros reclamantes del Mar de China Meridional” mientras el mundo estaba centrado en la invasión rusa de Ucrania.

Hasta ahora, China no ha reconocido el incidente.

China considera a Taiwán una provincia rebelde para cuya reunificación no ha descartado el uso de la fuerza desde que los nacionalistas del Kuomintang se replegaron allí en 1949 tras perder la guerra civil contra los comunistas.

Chiu Kuo-cheng, ministro de Defensa de Taiwán (REUTERS/Ann Wang)

Chiu Kuo-cheng, ministro de Defensa de Taiwán (REUTERS/Ann Wang)

Una guerra sería un desastre

Un conflicto con China, que amenaza con invadir Taiwán, sería un desastre para todas las partes, independientemente del resultado, dijo el jueves el ministro de Defensa de la isla.

China ha apoyado en gran medida a Rusia en la invasión de Ucrania, un conflicto que tiene ecos en el planteamiento de Pekín respecto a Taiwán, la democracia insular autónoma que reclama como territorio chino, para anexionarlo por la fuerza si es necesario.

“Nadie quiere una guerra”, dijo a la prensa el ministro de Defensa taiwanés, Chiu Kuo-cheng. “Realmente hay que pensarlo bien”.

“Si realmente se va a la guerra, sería desastroso para todos”, dijo Chiu. Afirmó que el establecimiento de defensa de Taiwán “observa y escucha, pero mantenemos la boca cerrada. Seguimos los acontecimientos y nos preparamos, pero no discutimos ni debatimos abiertamente”.

En las reuniones anuales de la asamblea legislativa china, la Asamblea Popular Nacional, y su órgano consultivo, celebradas esta semana en Pekín, los delegados criticaron lo que denominaron influencia extranjera y separatismo en Taiwán, al tiempo que aumentaron el poderío legal y financiero de China para contrarrestar el apoyo de Taiwán.

El miércoles, un portavoz de la delegación del Ejército Popular de Liberación en la APN dijo: “Las actividades separatistas y la connivencia con las fuerzas externas son la causa fundamental de la actual tensión y los disturbios en el estrecho de Taiwán”.

(Con información de AP)

Fuente: infobae.com