China afirma que no se puede enviar armas a Ucrania y pedir la paz

Emmanuel Bonne aseguró que Francia siempre mostró su compromiso con la paz y que se comunica con todas las partes, incluida Rusia.

China Peking | Pressekonferenz Außenminister Wang Yi Wang Yi, ministro de exteriores de China, en una imagen de archivo.

El ministro de Exteriores chino, Wang Yi, afirmó este jueves (07.04.2022) durante una conversación telefónica con Emmanuel Bonne, principal consejero diplomático del presidente francés, Emmanuel Macron, que «uno no puede apoyar las conversaciones de paz en Ucrania y, al mismo, tiempo, enviar armas» a ese país.



«China busca que se llegue a un alto al fuego lo antes posible y que vuelva la paz, y estamos trabajando sin descanso para llegar a ese objetivo a nuestra propia manera. Al mismo tiempo, creemos que todas las partes involucradas tienen que crear las condiciones necesarias para promover las conversaciones de paz en lugar de echar más leña al fuego», indicó Wang durante la conversación, recogió anoche la Cancillería china en un comunicado.

«Lo que no se puede es pedir un alto el fuego para parar la guerra y al tiempo enviar constantemente un mayor número de armamento y equipamiento avanzados que solo escalará aún más la guerra, y tampoco se puede apoyar el diálogo mientras se imponen sanciones unilaterales que solo estimulan que el conflicto se enquiste», agregó.

Por su parte, Bonne aseguró que Francia siempre ha mostrado su compromiso con la paz y que se comunica con todas las partes, incluida Rusia, «en asuntos de importancia tales como la neutralidad de Ucrania».

Evitar el uso de la palabra «invasión»

«Francia otorga una gran importancia al punto de vista de China en esta situación y está dispuesta a hacer aún más esfuerzos con la parte china para promover las conversaciones de paz, alcanzar un alto el fuego y solucionar la crisis», dijo Bonne, según el comunicado.

Asimismo, Wang Yi reiteró durante la llamada la ambigua posición china, desde la cual ha pedido que se respete la integridad territorial de todos los países y en la que ha evitado usar la palabra «invasión» para referirse a la ofensiva rusa, al tiempo que ha reiterado su oposición a las sanciones contra Moscú.

El pasado 4 de febrero, los presidentes ruso y chino, Vladímir Putin y Xi Jinping, proclamaron tras reunirse en Pekín la entrada de las relaciones bilaterales «en una nueva era» de cooperación, y subrayaron el buen estado de los lazos entre Rusia y China.

Según Pekín, su relación con Moscú es de «socio estratégico», pero esta no comprende «ni la alianza ni la confrontación» ni «apunta a otros países».

mg (efe, Xinhua)

Fuente: dw.com