HRW ve mandato de fiscal en Guatemala como «desgracia» para Estado de Derecho

El sucesor de la fiscal Consuelo Porras podría «proteger las instituciones democráticas o, en cambio, darle un tiro de gracia al Estado de Derecho», dijo la representante de Human Rights Watch, Tamara Taraciuk Broner.

La organización internacional Human Rights Watch (HRW) aseguró el miércoles (13.04.2022) que el mandato de la fiscal general de Guatemala, Consuelo Porras, ha sido «una desgracia para el Estado de Derecho» en el país centroamericano.



La entidad no gubernamental aseveró en un comunicado de prensa, de igual forma, que la elección para designar al reemplazo de Porras por los próximos cuatro años debe ser «transparente» e «independiente».

La designación del fiscal general y jefe del Ministerio Público de Guatemala para el período 2022-2026 será entre abril y mayo próximo, y significa un puesto clave para la lucha anticorrupción, según HRW y otros expertos en el tema.

«El mandato de Consuelo Porras como fiscal general ha sido una desgracia para el Estado de Derecho en Guatemala», afirmó la directora en funciones para las Américas de Human Rights Watch, Tamara Taraciuk Broner.

«Su sucesor tiene la posibilidad de desempeñar un papel fundamental para proteger las instituciones democráticas o podría, en cambio, darle un tiro de gracia al Estado de Derecho en el país», añadió la representante de HRW.

De acuerdo con la entidad internacional, la elección del fiscal general por los próximos cuatro años es «crucial» para mantener «el Estado de Derecho».

A la vez, Human Rights Watch instó a los «Gobiernos» amigos de Guatemala que se encuentran «preocupados» por la situación del país a «monitorear de cerca el proceso de elección».

De la misma manera, se debe «sancionar a los individuos, incluyendo el sector privado, que socaven el Estado de Derecho», argumentó el organismo no gubernamental.

gs (efe, Voz de América)

Fuente: dw.com