Informan que Aramayo fue trasladado de emergencia a un hospital, enfrenta 256 procesos

Su esposa dijo a la ANF que su situación de salud sería delicada, su abogado espera que no sea grave, teme que sean las consecuencias de la tortura que sufrió a lo largo de los más de seis años de detención.

c-marco-antonio-aramayo-411675-6AFC

Fuente: ANF



Marco Antonio Aramayo que enfrenta 256 procesos penales por el caso Fondo Indígena fue traslado de emergencia a un hospital, la mañana de este jueves. Su esposa informa que su estado sería delicado.

Moraima, esposa de Aramayo, notablemente afligida informó a la ANF que su pareja habría sido trasladada a un centro hospitalario y que su abogado está haciendo gestiones para averiguar el hospital donde se encuentra y el diagnóstico de su estado de salud.

Añadió de manera escueta que probablemente se trata de una embolia, sin embargo, al encontrarse en Santa Cruz por razones de trabajo tenía insuficiente información. Busca desesperada de trasladarse a La Paz para estar junto a su esposo.

Su abogado Héctor Castellón dijo que es la primera vez que Marco Aramayo fue trasladado a un hospital por su estado de salud, teme que se trate de las “consecuencias de tortura” y que estén dejando “huella y mella” por todo el trato que tuvo durante este tiempo de detención injusta.

“Esperemos que no sea muy grave”, manifestó el jurista, al señalar que Aramayo durante todo este tiempo enfrentó los cientos de procesos que le iniciaron con “fuerza mental, moral y física”.

Marco Aramayo está detenido en la cárcel de San Pedro hace más de seis años, enfrenta 256 procesos, nunca en la historia del país una persona había cargado esta cantidad de juicios por un mismo caso, el Fondo Indígena.

Su abogado defensor Héctor Castellón dijo que el sistema fiscal y judicial “arbitrario”, por intereses políticos abrió “sin pruebas” 256 procesos en su contra por el desfalco del Fondo Indígena. Su caso es “único” en la historia del país.

Nunca antes en el Estado republicano ni en el Estado plurinacional un ciudadano boliviano había cargado sobre sus espaldas más de dos centenas de procesos. No hay un precedente que se asemeje al caso de Aramayo. Pasará a la historia como la peor “aberración jurídica”, señaló en (09.2021).

Durante todo este tiempo de detención ha registrado en su diario su encierro en 56 cárceles, las innumerables veces que fue cautelado, las incontables que no fue notificado, los nombres de jueces, fiscales y abogados que -dice- son sus “verdugos”, por no declararse culpable.

Su calvario comenzó con un caso, que luego se convirtió en 153 juicios. La exinterventora (del Fondo Indígena) Larisa Fuentes y el exdirector de esa institución Eugenio Rojas, le abrieron otro tanto. Sumando 256. Tiene cuatro sentencias, tres condenatorias y una absolutoria.

El Instituto de Terapia e Investigación estableció que Aramayo ha sufrido diferentes formas de tortura desde el momento en el que fue aprehendido.

Aramayo es el único funcionario del Fondo Indígena que enfrenta más de dos centenas de procesos, la expresidenta del directorio y exministra de Desarrollo Rural y Tierras, Nemesia Achacollo, solo enfrenta un juicio y goza de la posibilidad de defenderse en libertad.