La ONU registra más de 100 asesinatos de líderes sociales por año en Colombia

La organización internacional dio detalles de los crímenes ante la Corte Constitucional

Fuente: Infobae

Un informe de la Comisión de la Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Colombia asegura que desde que se firmó el Acuerdo Final de Paz, entre el Estado colombiano y la extinta guerrilla de las Farc, se han registrado 100 homicidios anuales de líderes sociales y defensores de Derechos Humanos.

El documento fue entregado por la Comisión de la ONU a la Corte Constitucional este jueves 28 de abril, durante la audiencia pública en proceso sobre medidas de protección para la población líder y defensora de derechos humanos.



En el texto se evidencia el aumento de asesinatos selectivos tras la firma de la paz, pues en 2016, año en que se selló el acuerdo entre Farc y el Estado se reportaron 61 homicidios de líderes sociales, mientras que para el año siguiente la cifra aumentó a 84 y en 2018, alcanzó los 115 asesinatos.

En los últimos 10 años se han registrado 867 homicidios de líderes y defensores de derechos humanos advirtió la representante de la ONU, Juliette de Rivero.

Los ataques se dan para debilitar la capacidad organizativa y de resistencia de las comunidades, sobre todo frente a actores armados que quieren controlar sus territorios. En muchos casos los homicidios van dirigidos a las autoridades tradicionales, guías espirituales y miembros de comunidades indígenas

Las declaraciones ante la Corte Constitucional se regstraron en medio de la audiencia pública para evaluar la amenaza a líderes sociales.

Durante la audiencia, Riveros le dijo al alto tribunal que de los 562 homicidios de defensores de Derechos Humanos 64 eran mujeres, 61 indígenas y siete miembros de la comunidad LGBTI+. Las regiones donde más asesinatos se han registrado son Pacifico, Valle, Norte de Santander, la frontera con Ecuador, Nariño y Putumayo.

La Defensoría del Pueblo advierte sobre asesinatos de líderes sociales

El pasado 27 de abril, desde la Defensoría del Pueblo se hizo un llamado de alerta ante el recrudecimiento de los asesinatos sistemáticos de quienes defienden los derechos humanos, e instó al Gobierno nacional para que se tomen medidas correctivas.

De acuerdo con el reporte de la Defensoría, se han registrado 52 asesinatos de líderes sociales en el primer trimestre del año. Según los datos suministrados a la entidad, en enero se registraron 13 homicidios, en febrero,18 y en marzo, 21.

Los departamentos que más sufrieron este flagelo fueron: Cauca con ocho casos, Putumayo con siete, mientras que Norte de Santander, Arauca y Nariño tuvieron un reporte de cuatro asesinatos cada uno.

El defensor del Pueblo, Carlos Camargo, explicó que este tipo de hechos se constituye como una dinámica que afecta directamente las bases de la democracia a los defensores de la misma.

“Los homicidios contra líderes sociales y personas defensoras de los derechos humanos constituyen una grave afectación a las bases de la democracia, porque son ellos quienes consagran sus vidas para defender los derechos de sus comunidades, por eso, el Estado no debe bajar la guardia para protegerlos y brindarles las herramientas necesarias que faciliten su admirable labor”.

Ante este tipo de fatídicos sucesos, la Defensoría tomará partido presentando un boletín estadístico en tiempos específicos, sobres los principales hechos de vulneración de derechos humanos en el país. Además, implementará un análisis constante sobre los casos de secuestro, que, en el primer trimestre de 2022, ya evidenciaba 45 acciones de privación de la libertad. Como dato mayor, también se priorizará la atención en el desplazamiento forzado, que este mismo periodo de tiempo, registró al menos 43 casos.