Elon Musk y Bolsonaro se asocian para ofrecer Internet a escuelas de la selva amazónica

El gobierno brasileño ha visto en Starlink, una de las empresas de Elon Musk, la oportunidad para ofrecer acceso a Internet en la selva amazónica, algo que será posible gracias al enjambre de satélites de la compañía.

La solución se presentó este pasado 20 de mayo, cuando Musk se reunió con Bolsonaro, cinco ministros y 10 empresarios en el interior de São Paulo.



El proyecto comenzará a funcionar durante los próximos meses, y pretende poder ofrecer banda ancha a las escuelas, así como dar acceso a los dispositivos que se encargan de monitorear incendios y detectar actividades ilegales.

En total se conectarán 19.000 escuelas en áreas rurales, aunque aún no han dado detalles técnicos sobre cómo se realizará la conexión. Tampoco han divulgado la inversión necesaria, pero estará participando tanto el sector público como el privado.

También en Brasil la empresa Anatel firmó un acuerdo con Starlink, con derechos de explotación vigentes hasta 2027. Se pondrán en órbita 4.408 satélites y se generará una red de internet satelital interconectada, todo sin causar interferencias en el servicio con otros sistemas satelitales.

Tener Internet en una zona donde la deforestación sigue aumentando (aumentó un 64% entre enero y marzo de 2022 en comparación con el mismo período hace un año) es fundamental, ya que solo así podrán enviarse datos en tiempo real sobre lo que está ocurriendo, aunque también es necesario crear una fuerza que impida ese crecimiento de zona deforestada.

En la misma reunión Bolsonaro le ofreció a Musk la oportunidad de explotar las reservas de niobio en Brasil, aunque éste se mostró más interesado en la cantidad de litio del país, algo necesario para las baterías de sus coches eléctricos.

Fuente: Link