Dos testigos llegaron al lugar donde fueron acribillados a sangre fría los dos policías y un Gacip

La tarde de este miércoles de forma sorpresiva, dos testigos de la ejecución de tres uniformados llegaron hasta la escena del crimen. Estaban acompañados del comandante departamental de la Policía, Erick Holguín.

Uno de los que llegó era el subteniente Eduardo Céspedes, el uniformado que estaba a bordo de una motocicleta cuando fueron ejecutados los tres uniformados y que logró sobrevivir al ataque.

El otro testigo es un mecánico que había llegado hasta el lugar para solucionar un desperfecto en la patrulla en la que se movilizaban los uniformados.



Junto a ellos estaba el comandante departamental, Erick Holguín. Se cree que la presencia de ambos testigos es importante para conocer más detalles del crimen ocurrido la tarde del martes.

Cerca al mediodía de este miércoles el comandante general de la Policía, Jhonny Aguilera, señaló que había avances importantes para esclarecer la muerte de los uniformados. Indicó que se realizaron allanamientos, que existen hipótesis sobre lo ocurrido el martes, además de «presuntos» implicados en el crimen.