Hallan en Marte un antiguo lago «favorable para la vida» que existió durante cerca de 1.300 millones de años

El estanque que se encuentra en la actual zona de Ladon Valles se secó hace 2.500 millones de años, «lo que se considera relativamente reciente».

 

Hallan en Marte un antiguo lago "favorable para la vida" que existió durante cerca de 1.300 millones de años



Fuente: https://actualidad.rt.com

La región marciana llamada Ladon Valles podría haber sido habitable repetidamente a lo largo de la historia del planeta, según un comunicado de la institución no gubernamental Planetary Society, publicado el pasado martes.

Esa conclusión se basa en el descubrimiento de sedimentos arcillosos hecho por la sonda Mars Reconnaissance Orbiter. «Usando imágenes orbitales, identificamos sedimentos arcillosos dentro del norte de Ladon Valles, en el sur de esta región planetaria y en las tierras altas del suroeste que hay alrededor de la misma», explica la científica Catherine Weitz.

Dado que la formación de este mineral requiere la presencia prolongada de agua, los investigadores encabezados por Weitz sugieren que otrora en la zona existió un estanque. «Las arcillas se forman y permanecen estables en condiciones de pH neutro donde el agua persiste a largo plazo, lo que minimiza la evaporación para formar otros minerales como sulfatos», indica la científica.

De acuerdo a la investigadora, las observaciones de los sedimentos muestran que la región estuvo cubierta de agua durante cerca de 1.300 millones de años: hace entre 3.800 millones y 2.500 millones de años, «lo que se considera relativamente reciente». En cuanto al área del estanque, señala que era bastante grande.

«Los coloridos sedimentos en capas de tonos claros muestran buzamientos de lecho relativamente bajos y contienen arcillas a lo largo de 200 kilómetros de distancia. Eso es una evidencia de que probablemente había un lago dentro de Ladon Valles y al norte de Ladon Valles», resalta Weitz.

Aunque ahora la zona es seca, el lago que se encontraba en este lugar podría albergar vida, cree la investigadora.

«La situación del lago de baja energía y la presencia de arcillas sustentan un ambiente que habría sido favorable para la vida en aquel tiempo», resalta Weitz.