Diez personas son investigadas por la desaparición de Juan José Dorado; solo cuatro declararon en la Policía

Se aguardan informes de varios requerimientos, con lo cual la Policía busca esclarecer el caso. Entre los citados a declarar está el propietario de la avioneta y el piloto Cortes, que sigue desaparecido

La inspección se llevó adelante este miércoles
Fuente: El Deber

Para la Policía es primordial tener en sus manos varios informes requeridos para establecer si Juan José Dorado falleció, tal como autoridades de Paraguay lo informaron, o si continúa desaparecido. La Policía tiene al menos diez nombres en su lista a investigar, a quienes citaron o citarán para que brinden su declaración informativa.

El director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), coronel Julio César Cossío, informó que seis personas ya fueron citadas a declarar, de las cuales cuatro ya lo hicieron, y al resto se los convocará durante el avance de las investigaciones.

Una de las cuatro personas que ya declaró es Abel Emilio Flores Quiroz, quien dio llamó a Gary Dorado, papá de Juan José, para informarle que su hijo había salido en un vuelo de avioneta junto al piloto Ernesto Cortes Tomás, rumbo a la estancia Cupesí, el 7 de julio, incluso le proporcionó un número telefónico de referencia del plan de vuelo.



El segundo en declarar fue Rodrigo Peralta Ríos, el amigo que conocía de las actividades de Juan José Dorado. El tercero fue Pablo Ruiz Moreno Melgar, maestro de la escuela de aviación; mientras que el cuarto fue el abogado Jorge Chavarría Hoyos. quien fue el que llamó a Gary Dorado para informarle que su hijo había muerto en un accidente aéreo en Paraguay. Incluso dijo al padre que él había sido contratado (no dijo por quién) para dar la trágica noticia y que alguien se contactaría con la familia Dorado para el tema de la repatriación del cuerpo.

Cossío indicó que aún quedó pendiente la declaración de Luis Cuéllar Bravo, quien ya fue notificado para que se presente en la Felcc, así como de Sergio Loza Calderón, gerente de la escuela de pilotos.

Sin embargo, pese a que no se sabe qué pasó con el piloto Ernesto Cortes Tomas, su nombre también está incluido en la lista de investigados. Las autoridades buscan a sus familiares y su ubicación.

Sobre Cortes Tomas, la Policía dijo que hizo requerimientos a varias instituciones y ninguna de ellas tiene en sus registros un acta de defunción, por lo que consideran que el piloto cochabambino está con vida.

Luego de un segundo allanamiento realizado a la estancia Cupesí, en San José de Chiquitos, lugar donde presuntamente debía aterrizar la avioneta que transportó a Juan José Dorado, los propietarios también fueron citados para declarar en la Felcc.

«En la estancia se tomó contacto con los cuidantes, un varón y una mujer, quienes indicaron que la última vez que vieron una avioneta en el lugar fue en mayo, cuando arribó el propietario para una reunión que tenía con los otros copropietarios de la estancia ganadera», dijo Cossío.

En cuanto al vehículo que fue encontrado abandonado en el octavo anillo, zona del Cambódromo, la Policía constató que el auto marca Toyota con placa de circulación 4995TTX, estaba registrado a nombre de Saúl Brayan T.S., quien también ha sido citado para que declare. A decir de Cossío, en la última inspección técnica vehicular, dicho vehículo figuraba como propietario a José Fernando Dorado, hermano de Juan José.

SOBRE LOS REQUERIMIENTOS 

Uno de los informes que espera la Policía es el resultado del microaspirado al que fue sometido el vehículo abandonado en la zona del Cambódromo. Al motorizado se le ha hecho una prueba de luminol y testeado para encontrar huellas, manchas de sangre o otros elementos que puedan aportar a la investigación.

También se investiga el paradero de la avioneta pilotada por Cortes, la triangulación de llamadas de los números telefónicos de Juan José Dorado e informes oficiales de las investigaciones realizadas en Paraguay.