El Tribunal de Sentencia 1 de Ivirgarzama, en un procedimiento abreviado, condenó a 30 años de presidio sin derecho a indulto a Sandro M.V. por haber cometido el delito de feminicidio en contra de su propia pareja Abigail M. V., informó este sábado la Fiscalía.

La fiscal departamental de Cochabamba, Nuria Gonzáles Romero, dijo que el Ministerio Público demostró con “pruebas contundentes” que el hombre de 40 años de edad es autor del delito de feminicidio y quien ahora deberá cumplir su condena en el penal de El Abra.

“Como Ministerio Público, presentamos todas pruebas colectadas en la investigación, entre ellas el protocolo de autopsia, el informe de intervención policial, así como la valoración psicológica realizada a uno de los tres hijos de la víctima; asimismo, el agresor admitió haber cometido el hecho y solicitó someterse a la salida alternativa de procedimiento abreviado, por ello, los miembros del Tribunal dictaron la máxima pena”, detalló.

El feminicidio ocurrió en Ivirgarzama, Cochabamba, el 7 de septiembre de 2021, cuando Abigail llegó a su casa después de una fiesta con sus amistades.

Pero –según la fiscal del caso Amanda Medrano– en el lugar la mujer de 30 años de edad se encontró con su pareja Sandro; discutieron, forcejearon y el feminicida tomó un cuchillo de cocina e hirió a la víctima, quien perdió el conocimiento y cayó al piso.

Luego de cometer el delito, Sandro pidió ayuda a uno de sus vecinos y ambos trasladaron a Abigail al hospital de su municipio; sin embargo, debido a la gravedad de sus heridas, la víctima fue llevada al Hospital Viedma, en Cochabamba, pero falleció en el trayecto.

“De acuerdo al acta de autopsia, elaborado por el Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF), la mujer murió por shock hipovolémico, hemorragia externa, sección del paquete vascular poplíteo y trauma penetrante en el miembro izquierdo, producido por un cuchillo de cocina”, cita una nota informativa de la Fiscalía General del Estado.