Inspeccionarán bocaminas en el Cerro Rico para intervención geológica y mitigación de hundimientos

Inspeccionarán bocaminas en el Cerro Rico para intervención geológica y mitigación de hundimientos

 

Una comisión técnica interinstitucional inspeccionará las bocaminas del Cerro Rico para alistar planes de intervención geológica estructural y mitigación de hundimientos que fueron detectados.

Fuente: Brújula Digital



La comisión está conformada por la Gerencia de Comibol regional Potosí, Gobernación del Departamento, el Comité Cívico Potosinistas (Comcipo), la Universidad Autónoma Tomas Frías (UATF) y la Federación de Cooperativas Mineras de Potosí (Fedecomin).

Los ingenieros en geología estructural harán presencia in situ para preparar estudios geotécnicos que son necesarios para apuntalar soluciones de fondo al problema de fisuras que existen en el macizo de plata, comentó el gerente regional de Comibol en Potosí, Ramil Silvestre.

Los diferentes estudios que se realizaron hasta ahora y, aquellos que vendrán, tendrán que establecer parámetros técnicos definitivos para asumir operaciones de intervención estructural que están destinados a la preservación del macizo y, prevenir alertas tempranas en las zonas de alto riesgo que se hallan ya identificadas, dijo el directivo gerencial.

Frente a la emergencia y con tiempos al límite, ya que se viene la época de lluvias, lo que podría acelerar los problemas de degradación del Cerro, la Comibol optó por encarar, por cuenta propia y con respaldo de Fedecomin, acciones de emergencia con relleno seco para mitigar, parte de los hundimientos, que necesitan atención urgente, señaló el gerente. Hasta ahora la inversión comprometida llegó a los 55 mil dólares y a costo cero para el erario nacional, subrayó.

El Cerro Rico fue declarado el 1 de diciembre de 1986 como Patrimonio Natural y Cultural de la Humanidad por la UNESCO. El deterioro gradual de la morfología del Cerro Rico, por encima de la cota 4400, en la cúspide, sucede como efecto de la explotación que se aceleró entre 1986 y 2005, periodo en que se detectaron los primeros hundimientos, en el lado Este y Sur de la montaña de plata.

Durante este tiempo no se tomaron acciones oportunas orientadas a preservar la estructura geológica, eventos que a la postre incidieron en la inestabilidad del Cerro Rico, un problema que necesita ahora, atención inmediata. Monitoreo permanente. Desde Pailaviri, base de operaciones que tiene Comibol en Potosí, en las faldas del Cerro Rico, ingenieros monitorean las 24 horas del día el comportamiento geológico de la montaña, recordó Silvestre.

La comisión técnica interinstitucional, tendrá en consecuencia apoyo sustancial a las tareas que desplegará desde el centro piloto de control geológico. Las labores de intervención que tendrá la comisión tienen que ver con identificar con precisión, el origen de las fallas, los riegos que representan para la estructura geológica del macizo y plantear soluciones.

Para cumplir adecuadamente los objetivos, la comisión fijó reuniones permanentes que se realizarán una vez a la semana en la gerencia regional de Comibol en Potosí.

El equipo técnico además tiene la característica de ser multidisciplinario, para lo cual las instituciones involucradas, elaborarán términos de referencia y estudios de pre inversión en función de las necesidades que se requieran para mirar soluciones de fondo para el Cerro, explicó el ingeniero Gregorio Socaño, coordinador de la comisión técnica en representación de Comibol Potosí.

Será en función de estas características que la comisión interinstitucional pondrá en marcha estudios especializados en: geología, geomecánica, geotecnia e hidrología, para mencionar algunas. Cada una de las ciencias que serán abordadas, tendrán que contribuir a la estabilidad de los taludes del Cerro Rico y las zonas declaradas de alto riesgo, apuntó el especialista en geología estructural.

La comisión arrancó sesiones de intercambio de información para hallar soluciones estructurales a la inestabilidad geológica del Cerro Rico, recalcó Socaño.

BD