Hallan una fosa común con restos de 11 personas torturadas y ejecutadas por los nazis en el ‘bosque de la muerte’ en Polonia

El hallazgo ocurrió durante la búsqueda de un padre y su hijo fusilados aparentemente en 1943 y enterrados en el bosque de Przestrzelski, en el noreste del país.
Hallan una fosa común con restos de 11 personas torturadas y ejecutadas por los nazis en el 'bosque de la muerte' en Polonia

Fuente: https://actualidad.rt.com

Una fosa común con restos de 11 personas aparentemente torturadas y ejecutadas durante la Segunda Guerra Mundial fue descubierta a finales de la semana pasada en el bosque de Przestrzelski, cerca de la localidad de Jedwabne, en el noreste de Polonia.

El hallazgo estuvo a cargo de Wizna 1939, una asociación dedicada a mantener y cultivar la memoria histórica de los polacos durante la guerra, mientras llevaba a cabo la búsqueda de un padre y su hijo fusilados, probablemente en 1943, y enterrados en el llamado ‘bosque de la muerte’, según un comunicado emitido por esa organización este martes.



Después del inicio de los trabajos de exploración, el pasado 15 de octubre, bajo la supervisión del arqueólogo Ryszard Cedrowski y la antropóloga Urszula Okularczyk, fueron encontrándose restos humanos uno tras otro, situación que obligó al equipo a avisar a la Policía y a la Fiscalía bajo sospecha de que se tratara de la escena de un crimen en masa.

Finalmente lograron recuperarse los restos de 11 individuos, entre hombres y mujeres, incluido un menor de edad. La evaluación antropológica preliminar reveló signos de tortura, con «cráneos dañados y huesos rotos» en algunos de ellos, y se estima que a las víctimas les ataron las manos detrás de la espalda antes de acribillarlas con armas de fuego. Sus cuerpos fueron arrojados a la fosa «irrespetuosamente», «uno encima del otro», indicó Okularczyk.

De acuerdo con el diario Daily Mail, en la escena se encontraron casquillos de bala de pistolas Mauser alemanas, un arma comúnmente utilizada por todas las divisiones del Ejército nazi. La investigación histórica asegura que las tropas al mando de Adolf Hitler torturaron y asesinaron a decenas de civiles en el bosque de Przestrzelski durante la Segunda Guerra Mundial, lo que le valió al sitio el apodo de ‘bosque de la muerte’.

«La escala de los crímenes alemanes en el bosque es aterradora. Y este ciertamente no es el final de la búsqueda en esta área«, asegura Wizna 1939. La asociación ha hecho un llamado a los habitantes de Jedwabne y sus alrededores, y en especial a los familiares de las personas asesinadas en la zona, para que proporcionen información y muestras biológicas con el ánimo de identificar a las víctimas.