5 estafas por email muy comunes en Navidad

Se acerca Navidad, un mes de muchos gastos, donde las personas están más dispuestas a abrir la cartera y sacar la tarjeta de crédito, motivo por el cual es importante ir con cuidado para no caer en la trampa que muchos han preparado.

Recibiremos emails peligrosos, llamadas de personas que se hacen pasar por gerentes bancos, enlaces que apuntan a copias de tiendas para robar la tarjeta… será un campo de minas, por lo que siguen algunos consejos básicos que Google ha compartido recientemente.



Gmail bloquea unos 15 000 millones de mensajes no deseados al día, y es capaz de eliminar de forma automática el 99,9 % del spam, el phishing y el malware. Pero durante estas fechas la cosa se acelera. Comentan que solo en las últimas dos semanas, bloquearon más de 231 mil millones de mensajes de spam y phishing, un 10 % más que el volumen promedio.

Cuidado con este tipo de emails:

Regalos en general

Ya sé que es genial recibir regalos, pero estos no suelen venir por email. Una de las estafas más usadas es precisamente la de enviar una supuesta tarjeta de regalo para que el destinatario la compre, algo del estilo «compra esta tarjeta de 5 euros y te enviaremos un regalo de 100». A veces el email viene de un contacto conocido, seguramente un contacto que tiene algún virus en su ordenador, por lo que si esto os ocurre, llamadle preguntando sobre el tema.

Donaciones

Hay muchas estafas relacionadas con organizaciones benéficas, emails que se hacen pasar por conocidas ONGs para que los destinatarios realicen donaciones por Internet.

Si alguien pide dinero, ya sea una persona o una ONG, sospeche, es mejor llamar y realizar las donaciones directamente, o desde la web oficial o en persona.

Emails personalizados

Hay muchos emails peligrosos que incluyen algún elemento específico de nuestra vida o identidad, algo muy fácil de hacer, ya que cada semana hay alguna noticia relacionada con robo de datos personas de una u otra empresa. Los hackers saben nuestro nombre, nuestra edad, nuestro DNI, nuestra dirección… de forma que si recibimos un email personalizado con nuestros datos, no es garantía de que sea de quien dice ser.

Renovaciones de suscripción

Cuando se termina el año, también lo suelen hacer las suscripciones a muchos servicios. Es por eso que es común recibir emails falsos indicando que tenemos que pagar la renovación de alguna suscripción, cuando en realidad lo que estamos haciendo es enviar nuestros datos bancarios al hacker. Hay que verificar siempre el correo electrónico del remitente y comprobar que el email se envía desde el dominio del servicio contratado.

Estafas criptográficas

Estafas que usan una billetera de criptomonedas para cobrar el pago, y que amenazan a la víctima con frases del estilo «te he estado espiando y tengo fotos tuyas comprometedoras», son cada vez más comunes.

Presta atención a los errores tipográficos, direcciones de correo electrónico que parecen incorrectas o demandas de pago, todo es falso.

En general, si un email pide urgencia para que realicemos un pago, suele ser falso, ya que los cobros reales se avisan con varias semanas de antelación.

Fuente: Link