Cristina Kirchner tiene Covid-19 y suspende sus actividades

Se encuentra bien y descansa en El Calafate. Se postergó para el 19 de diciembre el encuentro del Grupo de Puebla donde iba a dar un discurso.

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner se contagió de covid y, según se informó, su estado de salud es bueno. (Fuente: NA)

Fuente: https://www.pagina12.com.ar

Todo estaba listo y definido para la realización del encuentro del Grupo de Puebla previsto para este lunes 12 de diciembre en el Centro Cultural Kirchner (CCK). El objetivo era denunciar un nuevo capítulo de persecución judicial en la Argentina, que derivó en la condena de Cristina Fernández de Kirchner. Además de los expresidente, dirigentes políticos y académicos de la izquierda latinoamericana, del Caribe, España y Portugal que ya habían confirmado su participación, el cónclave iba a contar con un discurso de la vicepresidenta. Sin embargo, todo se suspendió una semana –hasta el 19– porque CFK se contagió de Covid-19. Sus colaboradores informaron que se encuentra en El Calafate y confirmaron que «Cristina se encuentra en buen estado de salud».



El encuentro, que se iba producir seis días después de que la vicepresidenta fuera condenada por una causa donde no se presentó una sola prueba en su contra, tenía previsto ser inaugurado por el presidente Alberto Fernández. Al mismo tiempo se iba a realizar movilización que habían convocado La Cámpora, la Corriente Federal de los Trabajadores y las dos CTA, entre otros espacios políticos y gremiales. Ahora todo quedó en suspenso por una semana.

«Cristina Fernández de Kirchner ha dado positivo en un test de Covid. Cristina se encuentra en buen estado de salud en El Calafate», aseguraron colaboradores de la vicepresidenta a este diario.

El encuentro del Grupo de Puebla se realizará bajo el título “Voluntad Popular y Democracia. Del partido militar al partido judicial, las amenazas a la democracia”. Todo indica que el foro político y académico que nuclea a líderes de la región se reunirá el próximo lunes 19 de diciembre en el CCK, tal como estaba previsto para este 12 de diciembre. Si no se modifica la organización habrá mesas de debate encabezadas por la vicepresidenta de España, Yolanda Díaz, y los expresidentes Evo Morales (Bolivia), Rafael Correa (Ecuador), José “Pepe” Mujica (Uruguay), José Luis Rodríguez Zapatero (España) y Ernesto Samper (Colombia). De acuerdo a lo comunicado, ese día ya estará CFK y tendrá a su cargo el discurso de cierre.

Luego de repudiar la condena a seis años de prisión e inhabilitación perpetua para ejercer cargos públicos contra la exmandataria, que califico de “vergonzoso ataque político vestido de fallo judicial”, el Grupo de Puebla cerrará filas para denunciar la nueva etapa del lawfare en la región y manifestarle a la vicepresidenta el “apoyo transversal” de quienes lo integran.

“Vamos a deliberar sobre la instrumentalización del aparato penal para proscribir liderazgos que se repitió exactamente con el mismo criterio, mecanismo y secuencia en Brasil, Ecuador, Bolivia, Chile y Argentina”, explicó el chileno Marcos Enríques Ominami a Télam Radio. “Alberto Fernández es fundador del Grupo de Puebla y ha pedido que el foro no deje de participar de este apoyo a Cristina y que los liderazgos que han trabajado con él por América Latina en estos años buscando construir la integración regional sean todos partícipes”, destacó. En el encuentro se pondrá de relieve “la necesidad de un estado de derecho que garantice una democracia justa”, explicó, y recordó que “desde que nacimos como Grupo de Puebla dijimos que existía una amenaza para la democracia”.

El excandidato a presidente de Chile apuntó que la condena a CFK es la “consecuencia práctica” del vínculo entre “un fiscal corrupto y el dueño de un medio de comunicación, con el objetivo de matar la reputación de un liderazgo”. “Se roba la democracia cuando, siempre justo en periodo electoral, se activa un proceso penal sesgado, sin cumplir con el deber de objetividad que exige cualquier sistema jurídico del mundo», remarcó.

Añadió que “esta maquinaria demoledora afecta al votante” y citó como antecedentes los casos de Brasil, donde Jair Bolsonaro “no habría sido Presidente” de no mediar “la acusación de un juez corrupto como (Sergio) Moro”; Ecuador, donde Rafael Correa “habría ganado las elecciones si no le hubiesen inventado la delirante acusación de secuestrar” a un opositor en 2012, o Bolivia, donde “Evo Morales habría ganado probablemente si no le hubiesen inventado la delirante acusación de sedición a la patria y terrorismo”.

Para este lunes estaba previsto que en los alrededores del edificio del CCK, organizaciones sociales, políticas y sindicales se congregarían con consignas como “Basta de la mafia judicial”, “Fuera la Corte y los jueces corruptos” o “Restitución de la Ley de Medios ya”. Ya lo habían anunciado La Cámpora, las dos CTA y la Corriente Federal de los Trabajadores. Incluso algunos municipios, como el de Avellaneda, también había convocado. Se prevé que todo se postergará una semana.