El INE resuelve 10 dudas y los «fake news» que circulan sobre el censo

A poco más de un mes de la realización del Censo de Población y Vivienda previsto para el 23 de marzo de este 2024, muchas personas aún tienen dudas sobre este proceso y la seguridad con la que se manejará la información que proporcionen a los empadronadores. A esto se suma una enorme cantidad de noticias falsas que circulan en redes sociales.

Pedro Figueroa

Empadronadores realizan su trabajo. | Urgentebo.

 



Fuente: lostiempos.com

¿Por qué se utiliza lápiz? ¿El censista debe ingresar a la vivienda? ¿Las boletas pueden ser llenadas antes? Son algunas de las dudas y “fake news” que circulan en la población, sobre el censo 2024.

Desde el Instituto Nacional de Estadística (INE), al margen de explicar cada duda sobre el censo, indicaron que la información de cada boliviano estará bien resguardada.

Dudas y “fakes”

¿El censista debe ingresar a la vivienda o quedarse en la puerta?

¿Los niños y adolescentes también deben responder el cuestionario?

¿En el cuestionario censal está el término mestizo?

¿Preguntan sobre el material con que se construyó la casa?

¿Debo dar mi nombre completo y mi número de cédula de identidad?

¿Por qué se usa lápiz? ¿Se puede borrar o corregir?

¿Cómo van a garantizar que los datos del censo no sean modificados?

¿Habrá instituciones o veedores internacionales?

¿Los censistas portarán una credencial con QR que acredite su autenticidad?

¿Si ponemos el idioma originario no será mal utilizado para decir que un alto porcentaje somos indígenas?

Respuestas del INE

El responsable departamental del INE en Cochabamba, Gonzalo Veizaga, respondió estas interrogantes.

Explicó que cada brigada está conformada por cuatro o seis censistas voluntarios a cargo de un supervisor, pero cada censista, que estará identificado, cuenta con un segmento determinado y la cantidad de viviendas que debe empadronar. El censista visitará sin acompañantes el domicilio del censado, por un tema de confidencialidad de la información que brinden los habitantes de cada vivienda.

Lo recomendable es que el censista realice su trabajo en la puerta del domicilio; pero en caso de ser invitado a ingresar y a ponerse cómodo en una mesa,  debe reportarlo a su supervisor a través de un mensaje por WhatsApp o una llamada.

En el momento del empadronamiento, todos los habitantes de la vivienda deben estar presentes.

Existen preguntas en el cuestionario censal que deben ser respondidos por el jefe del hogar, pero también se hace la entrevista a cada uno de los habitantes, excepto a los menores de 5 años, por ellos responde el padre o la madre.

En cuanto al término mestizo, Veizaga explicó que éste no fue insertado en la boleta censal que salió de un consenso en el que participaron universidades, municipios y gente entendida en el tema.

Sobre la información de la vivienda, que es otra consulta de la población, en la boleta censal existen preguntas sobre el material que se utilizó para la construcción del inmueble, si el techo es de calamina o teja, la cantidad de habitaciones con las que cuenta la casa, si tiene una cocina independiente y otros datos clave para la estadística urbana y rural.

En la boleta censal también existe una sección para registrar el nombre de los habitantes de la vivienda, empezando por el jefe del hogar y continuando con lo hijos, pero no se debe dar el número de cédula de identidad.

Los resultados del censo se conocerán de manera preliminar a finales de agosto de este 2024.

Seguridad

Para reguardar la información que brinde la población existe una estructura de resguardo, por encima de los censistas y los supervisores. En el área urbana están los jefes de zona; en el área rural, los jefes de área; posteriormente, se hallan los jefes de unidades territoriales.

Tras el censo, cada boleta se convierte en un documento censal y es devuelta por la misma estructura de resguardo, en el área urbana en 24 horas y en el área rural hasta en tres días.

Los documentos censales son acopiados en un recinto militar y resguardados por efectivos militares. Ningún funcionario que no esté autorizado puede ingresar al recinto de acopio.

El traslado de las boletas censales al punto de escaneo también será resguardo por las Fuerzas Armada.

Sobre las veedurías, el INE confirmó que comisiones de veedores internacionales que participaron en censos de otros países harán seguimiento a todo el proceso censal.

Sobre el uso del lápiz, el responsable del INE explicó que su uso se debe a que tanto el informante como el censista pueden cometer errores que deben ser borrados y corregidos. “Si usaríamos lapiceros, no se podría corregir una equivocación y el escáner podría leerlo  como error”, añadió Veizaga.

El censo tampoco define límites territoriales municipales ni departamentales, señaló.

Fuente: lostiempos.com