Luego de un operativo conjunto entre efectivos de la Policía Boliviana y personal de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH), fue allanado un inmueble en Cocapata, en el departamento de Cochabamba, donde había acopiados más de 6.600 litros de diésel.

La directora distrital de la ANH Cochabamba, Wendy, Villarroel, informó que en el lugar se evidenció 43 turriles de 200 litros, de los que 10 estaban vacíos y 33 contenían el combustible, que fueron trasladados a dependencias de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC).

“Este allanamiento ha sido (ayer) mediante una investigación con la Policía para dar el golpe y se ha remitido a la FELCC, 10 turriles están vacíos y 33 con combustible, cada uno tiene 200 litros”, informó la funcionaria.

Al momento del allanamiento no fue aprehendida ninguna persona debido a que todos se dieron a la fuga, por lo que la Policía y la Fiscalía realiza las investigaciones para dar con el paradero de los responsables de acopiar el combustible.

Recordó que el acopio, transporte y comercialización ilegal de combustibles está penado por ley con privación de libertad de tres a seis años.