El viceministro de Telecomunicaciones, Gonzalo Mamani, informó que el despliegue de fibra óptica llega al 100% de las capitales de municipios del país, para beneficio de la población en sus actividades a través del uso de internet.

“Como Gobierno nacional, en esta gestión, hemos hecho el despliegue de fibra óptica a nivel nacional y en este momento hemos llegado al 100% de despliegue en capitales de municipios”, informó en conferencia de prensa.

Mamani indicó que, a través de la Empresa Nacional de Telecomunicaciones (Entel), se realizan todos los trabajos para que la fibra óptica llegue a todos los rincones del país para que puedan acceder al servicio de internet mediante sus teléfonos celulares o computadoras.

De acuerdo con los datos de la estatal Entel, entre enero y febrero de este año se incrementó 418 kilómetros de tendido de fibra óptica a su red, que da un total de extensión de 32.926 kilómetros en todo el territorio del país.

La conectividad de Entel beneficia a 20.152 localidades de los nueve departamentos, que equivale al 82% de los 24.648 centros poblados registrados en todo el país, señala el informe de la empresa estatal.

Los beneficios llegan a más de 6 millones de usuarios, que es el 54% de todas las personas que cuentan con acceso a telefonía móvil.

“Eso significa un adelanto para los municipios, también genera ahorro para la población y eso brinda muchas posibilidades de prestar servicios financieros y gestión administrativa que tiene que ver con la gestión de los municipios”, sostuvo Mamani.

Pacífico

En septiembre de 2020, Entel inauguró el programa Fibra Óptica al Pacífico, que conecta a Bolivia directamente con la red internacional de internet.

La Red desplegada tiene una extensión de 2.200 kilómetros (km), de los cuales 1.180 km transcurren sobre el lecho submarino, entre las localidades de Ilo y Lurín en Perú, y 1.020 km se despliegan sobre tendidos aéreos y subterráneos conformando un anillo entre las poblaciones de Desaguadero e Ilo. También integra a las localidades de Tacna, Tarata, Mazocruz, Huaytire, Moquegua y Mollendo, al sur peruano.

Se han implementado ocho estaciones de transmisión, y la tecnología empleada es el tipo DWDM (multiplexo denso por división en longitudes de onda), y permitirá el despliegue de capacidad correspondiente a 80 canales de 100 Gigabits por segundo cada uno.