La estrategia de Evo, según Del Castillo: «Está buscando un descontento social en el trópico para convulsionar al país y luego victimizarse»

El ministro de Gobierno reveló que una de las fricciones con Evo Morales se produjo cuando lo contradijo en una reunión, que sostuvieron en Casa Grande del Pueblo, en presencia del presidente Luis Arce

Fuente: eldeber.com.bo

Durante su estadía en Santa Cruz, el ministro de Gobierno, Eduardo Del Castillo, habló con EL DEBER en extenso; se refirió a diversos temas, entre ellos: la lucha antidroga en el trópico de Cochabamba, zona que es bastión del expresidente Evo Morales, con quien han intercambiado una serie de acusaciones mediante redes sociales.



La autoridad informó que existe una estrategia aprobada del Gobierno, que rige desde el 2021 hasta el 2025, en cuanto a este flagelo, y reveló que de 10 laboratorios hallados y destruidos por los agentes antinarcóticos en el Chapare, 7 pertenecen al municipio de Villa Tunari de Cochabamba, cercana a la federación liderada por Morales.

De esa manera, el titular de Gobierno reiteró que la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn) tiene ingreso a todo el territorio nacional para incursionar y destruir las fábricas de pasta base de cocaína y laboratorios; sin embargo, se encuentran con resistencia de los pobladores de la zona, supuestamente ‘direccionados’ por el expresidente boliviano, para evitar el operativo policial.

En ese sentido y durante la entrevista, Del Castillo enumeró tres momentos clave, que significaron la ruptura con Evo Morales Ayma; uno de ellos presenció el mismo presidente del Estado, Luis Arce Catacora.

– Llamaron mucho la atención sus declaraciones de que las maceraciones no eran en todo el Chapare, sino mayoritariamente era en la federación que controla Evo. ¿Se puede concluir, a partir de esto, que el expresidente tiene vínculos con el narcotráfico?

El trabajo en materia de lucha contra el narcotráfico no sólo está acentuado solamente en el trópico de Cochabamba, está en todo el territorio nacional en base a una estrategia que aprobamos, que rige desde el 2021 al 2025. Lo que no quita es que de siete de cada 10 laboratorios que hemos destruido en el país están acentuados en un solo municipio que es Villa Tunari.

En el municipio de Villa Tunari hay una sola federación, que es la Federación Trópico, que está liderada por Evo Morales. Esto no significa que en otras regiones no exista narcotráfico. Cuando el expresidente Morales dice que no estamos luchando contra el narcotráfico, nosotros decimos: «Qué hicieron en su gestión en la zona de Villa Tunari, por qué hay tantas fábricas de droga en este municipio del país, de los 336 municipios que tiene el país, la mayor cantidad (droga) existe en Villa Tunari».

– Cuando comenzó el mandato del presidente Arce, incluso hubo reuniones de coordinación, usted se trasladó al trópico y conversó con Evo Morales, también lo hizo el viceministro Mamani. ¿Por qué ya no hay esa coordinación?

Son dos momentos distintos, evidentemente nosotros coordinamos con gente amiga del gobierno y no amiga; somos un gobierno que abre las puertas a todos para satisfacer las demandas, porque no somos el gobierno de un sector sino de todos.

La primera ruptura que tuve con el señor Evo Morales -es la primera vez que lo voy a comentar- fue en una reunión en Casa Grande del Pueblo, estábamos haciendo un análisis de lo que ocurrió en la gestión 2019 y 2020 y por qué habíamos obtenido la votación más alta en la historia de Bolivia, justo era mi cumpleaños.

Evo dice que la gente votó por nosotros (Arce-Choquehuanca) porque quiere que vuelva Evo Morales. Yo le respondo y le digo: «Disculpe expresidente, eso no es así; la gente votó para que se reconstruya la economía, que se recupere la normalidad, el retorno a clases, que se resuelva el tema de salud y hubo una gran cantidad de ciudadanos que quería justicia por los lamentables hechos que ocurrieron en 2019». Él (Evo) se molestó bastante y dijo que esto es falso, (que) aquí nadie votó por eso, aquí votaron para que vuelva Evo Morales. Ahí fue el primer quiebre, tuve la osadía de decir lo que pensaba; siempre fui así.

El rompimiento con Jaime Mamani, entre muchos que hubo, fue porque Evo Morales le pidió que quería dialogar con el director de la Felcn; le dijo que nos vamos a sentar en una reunión en el trópico y que vengan los medios. El viceministro me consulta y me dice cómo yo veía eso, yo le digo nadie tiene por qué coordinar los operativos o el trabajo que fuese. Ellos (Felcn) tienen que trabajar de manera independiente, no tienen que pedirle permiso a nadie. Jaime le dice a Evo que no va a ir el director de la Felcn a dialogar, (que) para eso estoy yo. Ahí ocurre el primer rompimiento con Jaime Mamani. Evo va federación por federación, sindicatos, pidiendo que Jaime renuncie al cargo de viceministro, cosa que no hizo, porque está demostrando grandes resultados.

– Uno de los últimos tuits del viceministro Jaime, le pide a Evo Morales que deje ingresar a la Felcn y entonces uno concluye si es que las fuerzas antidrogas no pueden ingresar a todo el territorio de Cochabamba

No hay un problema, como tal, real, para que no ingrese la Felcn, sino no hubiésemos destruido el fin de semana 54 fábricas de pasta base de cocaína en el municipio de Villa Tunari. Sí nos dificulta porque en ciertos lugares existe resistencia para que no ingrese la Felcn, lo que no significa que dejemos de ingresar. Ejemplo cuando hemos tenido inconvenientes, emboscadas, secuestros de policías, policías heridos e incluso algunos que quedaron en terapia intensiva, hemos ingresado con más fuerza.

– ¿Esa resistencia es armada?

En la mayoría de los casos no; lo que no significa que no hubiésemos encontrado gente armada en este municipio, que no hubiésemos encontrado ciudadanos extranjeros, como peruanos, colombianos sino no está aislado de la violencia en esta zona y ninguna zona del país. Sin embargo, él (Evo) tiene la capacidad de bloquear caminos, como lo hizo durante bastante tiempo, al interior de Villa Tunari. Es por eso que el viceministro le pide déjenos entrar, vamos con usted, si usted cree que nuestros operativos son falsos, vamos Evo Morales, vamos a las fábricas y laboratorios, pregúnteles a los aprehendidos si se los encontró o no con sustancias controladas.

– ¿En estos operativos han encontrado indicios de armamento sofisticados o una injerencia de algún grupo criminal que denote preocupación en el Gobierno?

Lo que hemos encontrado son clanes familiares, eso existe tanto en Santa Cruz, Beni, Cochabamba o en distintas zonas del país. Son clanes familiares, que adecuan su conducta a actividades ilícitas vinculadas con el narcotráfico.

Son: el padre, madre, hermanos, sobrinos tíos que se agrupan para producir pasta base de cocaína, internalizar en esta región del país, químicos para luego procesarla, cristalizarla y convertirla en clorhidrato de cocaína. Una vez se desbaratan a las cabecillas, automáticamente la familia se dedica a otro tipo de actividades o se mimetiza en el trópico de Cochabamba. No existe la presencia de cárteles, de grupos armados que sea de gran preocupación a nivel nacional, no es una realidad en la coyuntura

– Alguna vez se planteaba que había mucha tecnología al servicio del narcotráfico, no solo armas sino radares en la región del trópico

Tienen comunicación satelital, acceso a wifi, tienen televisión digital. Sí tienen la tecnología necesaria, porque el negocio del narcotráfico genera utilidades, que no la genera ninguna actividad comercial común; genera un excedente reditual para estos grupos criminales lo que permite que los más jóvenes quieran introducirse en este tipo de actividades ilícitas. A diferencia de otras gestiones, no hay grupos específicos que solo trabajen -de la Felcn- en el trópico de Cochabamba, antes había grupos de la Felcn que estaban restringidas su determinada salida.

Lo que nosotros no entendíamos (era) cómo existían agujeros negros para luchar contra el narcotráfico. Cuando nosotros ingresamos a la gestión no había Felcn departamental en Pando, Beni y nunca se pensó en el parque Noel Kempff Mercado; nunca se luchó contra el narcotráfico. Nosotros estamos esperando la agenda del presidente para inaugurar una base móvil en el parque Noel, para poder luchar frontal contra el narcotráfico. Se necesita toda una planificación en todos los ámbitos, por eso tenemos una estrategia con cuatro componentes y un componente transversal.

– Usted dice que son clanes familiares, pero el negocio es trasnacional. Se ha dicho que Bolivia es un país tránsito, de alguna manera hay alguna vinculación como el caso del PCC, ¿debe haber una conexión para que el crimen sea tan complejo?

Evidentemente, nunca antes en la gestión de nuestro gobierno se habían incautado tantas avionetas como en anteriores gobiernos, nunca se habían secuestrado tantos helicópteros como se lo está haciendo en la actual administración de gobierno o se hubiesen destruido tantas pistas clandestinas como se lo está realizando en la actualidad.

Sabemos que los esfuerzos unilaterales que realiza cada país, de manera aislada, no son suficientes para luchar contra el narcotráfico ni contra ningún delito transnacional; sabemos que el principal es el narcotráfico para Bolivia, Perú, Colombia y Ecuador.

Para otros países la trata y tráfico de personas; para otros en la minería ilegal; pero la mejor forma de luchar contra los ilícitos es trabajando de manera mancomunada, de manera conjunta y es por eso que desde Bolivia hemos puesto nuestra estrategia 2021 2025, como uno de los pilares fundamentales la regionalización en materia de lucha contra el narcotráfico.

De nada me sirve que secuestre 97 avionetas en una gestión, si el día de mañana yo no sé a dónde iban a ir esas avionetas, o quién eran los dueños de la avioneta, quién era el receptor de la sustancia controlada. Por eso, a la cabeza nuestro Presidente Lucho Arce, hemos planteado la creación de la Alianza Latinoamericana Antinarcótico, donde independientemente los políticos, las fuerzas operativas y de inteligencia puedan estar en un mismo espacio físico intercambiando información y planificando los operativos ya sea en Bolivia, ya sea en Brasil, (o) en Perú.

¿Por qué es tan fácil luchar contra las mafias criminales en Europa? porque para ello no es la burocracia de la extradición; por ahí no hay la burocracia de todos los sistemas cuando hay un problema transnacional se reúnen todas las autoridades policiales y operativas y de inteligencia y resuelven quién se va a hacer cargo del problema. En Sudamérica no podemos hacer eso. Cuando estamos a punto de pedir la extradición de un narcotraficante y nos acepta este país esta persona ya se fue un tercer país, estamos jugando como al gato y al ratón, entonces tenemos que emular las cosas buenas que se hacen cruzando el charco, cruzando el Atlántico. Si le está funcionando los europeos esto, por qué no podemos replicarlo en Bolivia, por qué no podemos replicarlo en América Latina.

– ¿Y acaso el anterior gobierno no lo intentó con el CERIAN (Centro Regional de Inteligencia Antinarcóticos)?

Solo fueron parte de dos países, el CERIAN no ha cumplido los objetivos trazados, no hemos visto una gran desarticulación, una gran organización criminal porque faltan algunos países miembros. Qué pasa con los contenedores que salen de nuestro país y van a Chile, luego al Perú, luego cruzan el canal de Panamá y luego China. Hay que dialogar con Chile, con Perú, con Panamá, con Bélgica como Holanda.

– Volviendo al tema de del trópico, ministro, Han detectado algún tipo de vínculo de Evo Morales con el narcotráfico, ¿si no hay vínculos, termina siendo funcional a los intereses de quienes producen droga en esa parte del Chapare?

Lo que sí puedo afirmar es que él (Evo) ahora tiene secuestrado al trópico de Cochabamba. Él está asfixiando económicamente la región del trópico de Cochabamba. Él, a través de unas instituciones del Estado, genera una serie de multas de comisión a los productores de la hoja de coca. Él está logrando que el precio de la hoja de coca esté por los suelos en la región del trópico de Cochabamba, porque no permite que se empiecen a erradicar los catos rojos los catos blancos de la hoja de coca, aquellos catos que la producción de la hoja de coca va destinada al narcotráfico cuando encuentra una fábrica de cocaína evidentemente la materia prima tuvo que salir del lugar y encontramos hojas de coca alrededor de esa materia prima.

Nosotros no queremos entrar con violencia al trópico de Cochabamba y no lo vamos a hacer porque esa sería la principal excusa de Evo Morales para victimizarse, lo que él está buscando es que nosotros entremos a erradicar esas zonas con fuerza, con violencia para que digan hay herido hay enfrentamientos, que es el gobierno que nos quiere matar. La única forma en la que crece políticamente Morales es cuando se victimiza o cuando genera polarización o confrontación. Y el pueblo boliviano ya no quiere eso, quiere certidumbre.

– ¿Qué son los catos rojos y los catos blancos?

Es una respuesta que debería responderla Evo Morales. Los catos rojos son esas zonas de cultivos de hoja coca que al lado tienen una fábrica de cocaína y eso está con nombre y apellido. Evo Morales tiene un registro de quienes son sus socios productores de la hoja de coca ¿Por qué él no dice: «vengan autoridades y saquen esta hoja de coca, porque han encontrado en mi federación una fábrica de cocaína con producción de hojas?».

Los catos blancos son aquellos que tienen registro con los papeles al día los productores de la hoja, pero de manera adyacente, tienen otros catos no registrados, son los catos blancos que no están registrados.

Entonces cuando viene la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC) a erradicar la coca excedentaria ellos dicen bueno, no hay problema erradiquen porque saben que tienen otros tres, cuatro, cinco… hasta siete catos blancos, que no están registrados. Si quieren que suba el precio de la hoja de coca tenemos que reducir la oferta, hay una sobre oferta de hoja de coca en el país y es precisamente lo que está permitiendo el señor Evo Morales en su federación.

Al existir mayor oferta, hay menor demanda y los precios se van por los suelos, es por eso que Evo Morales no quiere que se cambie al director de Udestro, esta instancia es la encargada de realizar la delimitación de las hojas de los catos de hoja de coca para saber cuáles son autorizados y cuáles no son autorizados, porque él siempre dice: «vayan a erradicar en los parques, vayan a erradicar a otro lado, pero aquí no me entran». Entonces si Evo Morales no estuviera haciendo una vigilia ahora mismo para cambiar los funcionarios públicos, tuviéramos un aumento en el precio de la hoja de coca.

Ya hemos tenido bastantes reuniones, el presidente ha tomado la decisión de cambiar al viceministro de Coca, al director Udestro, Udeci, de Digcoin, que son las instancias encargadas del control de la hoja de coca tanto en la producción y para que nos permita mejorar la economía de los productores de la hoja de coca ¿por qué? Porque Evo Morales está buscando un descontento social en el trópico de Cochabamba para generar una convulsión del país.

Entonces nosotros tenemos que trabajar para que esa gente tenga una buena economía y que pueda vender su hoja de coca a mayor precio. Si la vendo a mejor precio significa economía, significa salud, educación, alimentación y vestimenta. Si el precio de la hoja de coca cae automáticamente no tiene con qué pagar el colegio, no tiene con qué hacer curar a sus hijos, no pueden mejorar su calidad de vida y Evo Morales dice: «cuando yo estaba era diferente. ¿Quieren volver a eso o quieren seguir con Luis Arce?» Entonces él está sometiendo económicamente a la región del trópico de Cochabamba.

– En algún momento hubo reclamo de la coca peruana

Evidentemente, pero eso es completamente falso. La excusa que él (Evo) tenía era por el precio de la hoja de coca en la región del Chapare, (que) está bastante baja en ese momento, era por el ingreso de la coca peruana y eso es completamente falso. La coca peruana, si ustedes algún día la han probado, no sirve para pijchear, no sirve para bolear, no sirve para acullicar; esa coca va destinada, en su gran mayoría, al narcotráfico. En cambio, es muy distinta la hoja de coca de Los Yungas y a la hoja del Chapare.