En footing electoral

centa1 Centa Reck

No se completaron las 24 horas de haber sido aprobada la Ley transitoria Electoral cuando todos los políticos o candidatos salieron en franca campaña.

En la ocasión de inaugurar oficiosamente la presente campaña todos se autoproclamaron héroes, autores o coautores de la Ley en cuestión que deja expedita la carrera de candidatos que se acaba de instalar en el país, en algunos casos se autonombraron salvadores de la democracia y en otros artífices del país que se nos vendrá.



Esto nos lleva a atar cabos y a entender porque tanto exitismo en unas y otras filas, tanto así que nadie se detiene ya a analizar nada que no sea la posible candidatura puesta ahora en remojo. Todo quedó en el olvido, ahora se ven sólo las ventajas de haber llegado a este momento portando una coronita de una supuesta victoria.

Por el lado de los oficialistas salieron a festejar diciendo que la Ley se obtuvo gracias a su huelga, a su cerco frustrado e incluso gracias a los insultos pueriles y grotescos que no se cansaron de lanzar el Vicepresidente y luego el Presidente para sacarse el Ch´aquí de no haber podido hacer de las suyas en el Congreso.

Por otro lado, la huelga de hambre sirvió para que algunos masistas se pongan en carrera parlamentaria, es el caso de Isaac Ávalos y la ex delegada presidencial Gabriela Montaño, quien ni bien salió de la huelga se puso en onda para estar presente en una marcha que pedía la cabeza del Presidente de la Corte Departamental Electoral cruceña, posiblemente porque este tema les daba un motivo visible para salir a las calles y exhibirse. Lo propio hizo Margoli Guzmán quien en ropa deportiva y secándose la transpiración hacía declaraciones para hacerse visible.

Del lado opositor tampoco se demoraron, y estamos tentados a afirmar que los congresistas hicieron buena letra esta vez para salir con réditos frente a sus posibles electores. Lo que consiguieron hacer esta vez nos deja claro que antes pudieron evitarse muchas cosas y que la oposición no era ni débil ni manca, pero que su posición anterior parece nomás haber sido la de darle cancha al gobierno.

En los aprestos electoralistas salieron ya nombre de varios posibles candidatos, Cardozo, el diputado chaqueño dio su propio criterio, planteó como candidatos a Rubén Costas, a Manfred Reyes e incluso a Branko Marinkovic pero no al prefecto de su departamento, Mario Cossío a quien calificó de que está tildado de corrupto. El Conalde se reunió a puertas cerradas en Tarija deliberando sobre un frente amplio mientras Oscar Ortiz hizo su propio marketing como ganador de la última lid del congreso planteándose como posible candidato sin Tuto y sin Podemos a quien dice haber perdido de vista desde fines del 2008.

En medio de las proclamas y las vivas que anuncian una reñida campaña, nadie se acuerda ya de los muertos que esta contienda ha dejado atrás, nadie se acuerda que habrá un referéndum tratando de dividir o desmembrar el Chaco, nadie recuerda que hay presos políticos por los que no se ha reclamado como se debe, salvo el Movimiento Liberen La Verdad. Los chicos de la Unión siguen presos, pese a que legalmente deberían devolverlos a nuestro departamento y nadie que no sean los mismos activistas de siempre se pronuncian para que este fallo legal se cumpla.

Se habla de que en el ultimo congreso ha ganado la democracia y que ha derrotado a la dictadura, pero los presos siguen bien presos y gracias y el país no ha cambiado ni un ápice. En el camino quedaron los pobres originarios del Oriente que ahora lloran sobre la leche derramada porque al final les dejaron sólo siete escaños indígenas que tienen que pelearse entre el oriente y occidente y todo porque la elección tenía que hacerse sí o sí y por encima de ellos.

Pero el clima electorero ha hecho que todos se olviden del pasado, que el país les parezca un paraíso, que todos marquen la cancha, que digan no voy aquí pero me quedo acá, los consejeros también se han alborotado porque resulta que han descubierto que la Ley ha constitucionalizado sus cargos.

Los que todavía nos detenemos a recordar todo lo que pasó en este país a cambio de que hayan estas elecciones y muchos de estos candidatos, los que sentimos que esos hechos nos siguen rondando la cabeza y carcomiendo el corazón, somos de anticuario, tomados como especímenes del cuaternario, porque ahora todos se han puesto sus mejores joggings y están listos para comenzar el footing electorero, y eso es todo.