Brasil debe Bs 131,8 millones a Bolivia por el take or pay

Directorio de YPFB pedirá un informe y analistas exigen que se gestione el cobro. Petrobras intentó en 2002 renegociar los precios del gas, pero el Gobierno boliviano no aceptó.

image

Planta: instalaciones de Petrobras en el campo San Alberto, en el Chaco boliviano



La Prensa

Brasil adeuda a Bolivia 131,8 millones de bolivianos por los volúmenes de gas natural que dejó de comprar entre 2002 y 2006 a la empresa petrolera Chaco. Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) anunció que la nacionalizada debe recuperar los recursos, pero advierte de que el pago se puede hacer efectivo incluso después de 2019.

Así lo revelan las cuentas por cobrar de la petrolera Chaco al 31 de marzo de este año. La compañía fue recuperada por el Estado en 2008 y tiene participación mayoritaria de YPFB.

Las obligaciones emergen de la cláusula take or pay vigentes en el contrato de venta de gas a Brasil y que obligan a que el

país vecino adquiera al menos 24 millones de metros cúbicos por día. Si demanda menos, igual debe pagar la diferencia en favor de Bolivia.

El ex ministro de Hidrocarburos Álvaro Ríos complementó que está abierta la opción de que Brasil no use el gas en un momento, pero posteriormente lo vuelva a demandar.

De acuerdo con los balances de Chaco, Brasil, a través de Petrobras, cumplió esta cláusula hasta la gestión 2001, pero desde el año 2002 hasta 2005 detuvo los reembolsos debido a su petición de revisión de precios del gas.

Sin embargo, no se definió ningún acuerdo formal al respecto a pesar de las varias gestiones de Brasil.

El ex ministro de Hidrocarburos Guillermo Tórrez recordó que en 2002 el precio estaba en 3 dólares el millón de BTU (unidad térmica británica) y Petrobras consideraba que era caro, pero no se aceptó el pedido.

Según la Ley de Hidrocarburos vigente y los nuevos contratos, toda la producción debe ser entregada a YPFB. Antes, empresas como Chaco vendían directamente el gas a Brasil y la estatal petrolera sólo programaba las cantidades.

Sin embargo, a la fecha la compañía señala que no se tiene definido si las cuentas por cobrar y por pagar relacionadas al contrato con Brasil deben ser transferidas a Yacimientos.

El vicepresidente de Operaciones de YPFB, José Luis Gutiérrez, indicó que la empresa Chaco es la que debe demandar los reintegros pendientes porque con la antigua Ley de Hidrocarburos era la que entregaba directamente su producción.

Añadió que esta situación derivó en menores ingresos de divisas al país, pues las cuentas no se cancelaron, pero anticipó que los recursos no se perderán, esto porque el contrato con Brasil establece que si existen cuentas pendientes, éstas se podrán honrar incluso un año después del cumplimiento de la relación contractual en 2019.

La directora de YPFB Celica Hernández anunció que en las próximas reuniones del Directorio se solicitará a la presidencia una explicación de estos pagos pendientes de Petrobras.

El Directorio conoce de manera superficial que había estas obligaciones, pero no en detalle, por lo que requerirá información de las razones por las que no se cobró en siete años y también si existen cuentas pendientes con otras empresas.

El analista en hidrocarburos Hugo del Granado comentó que hay un claro incumplimiento del contrato de Petrobras y YPFB debería hacer las gestiones de cobro. Esto porque si bien existía el interés de Brasil en ajustar el precio en años pasados, nunca se aceptó la solicitud.

Explicó que hay un plazo máximo de cinco años para que Brasil retome los volúmenes que no demandó o arrastrar la deuda hasta el final del contrato. De esa manera, las cuentas por cobrar deberían ser honradas por Petrobras para que YPFB, que es la dueña del contrato, haga los reembolsos a las empresas que extraen el gas a la superficie para su comercialización en el mercado interno y externo.

Ríos agregó que hasta que Brasil demande los volúmenes comprometidos, algunas compañías incluyen cuentas por cobrar en sus balances para reflejar mayores utilidades.

Sin embargo, considera que Chaco no puede mantener desde 2002 este tipo de cuenta.

“Debe proceder con la cobranza coactiva, llegar a una conciliación o castigar la deuda, es inaudito que para elevar ganancias se mantenga ese activo pendiente tantos años”.

Si no existe acuerdo —dijo— incluso está abierta la posibilidad de iniciar un arbitraje.

De manera paralela, YPFB también está en la obligación de hacer un seguimiento porque al nacionalizar Chaco asumió sus obligaciones pendientes.

La nacionalizada obtuvo el año pasado una ganancia de 817,7 millones de bolivianos, resultado superior a los 489,4 millones de bolivianos obtenidos un año antes. Estos montos son fruto de un incremento de sus ingresos de 1.636 a 1.803 millones de bolivianos y de la reducción de gastos administrativos y de producción.

Caen las ventas de gas

El vicepresidente de Operaciones de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), José Luis Gutiérrez, admitió que ante la menor demanda de gas de Brasil no queda otra opción que buscar mercados alternativos a fin de acomodar la producción nacional.

Sin embargo, el ejecutivo afirmó que el contrato vigente complica a YPFB porque en cualquier momento el país vecino está en condiciones de demandar más.

Si esto sucediera y Yacimientos no tuviera la producción suficiente, podría sufrir penalidades, al igual que Brasil cuando incumple con los 24 millones de metros cúbicos de gas que demanda el contrato vigente.

Desde el último trimestre del año pasado ese mercado redujo sus compras de más de 30 millones de metros cúbicos a menos de 20 millones.

Según Gutiérrez, debido a que Brasil tiene fuentes alternativas es difícil que vuelva a comprar mayores volúmenes. Las exportaciones de gas a ese país bajaron de 1.173,2 millones de dólares a 854,2 millones a junio.

Cuentas por cobrar en millones de Bs

Take or pay 2009 2008

Gestión 2002 19.186.908 23.141.7

Gestión 2003 64.654.514 77.981.111

Gestión 2004 51.814.651 62.494.694

Gestión 2005 24.830.435 29.948.489

Gestión 2006 2.381.478 2.872.348

Total 162.867.986 196.438.538

Pagos recibidos 31.032.092 37.428.431

Pendiente de pago 131.835.894 159.009.927

Nota: Las deudas pendientes corresponden a la empresa petrolera Chaco que fue nacionalizada el 1 de mayo de 2008; no obstante, a partir de la suscripción de los nuevos contratos con YPFB, desde el 28 de octubre de 2006 la empresa entrega a la estatal petrolera toda su producción. YPFB, posteriormente, realiza la comercialización al mercado interno y externo y es el único deudor de la sociedad.

Más datos

Bolivia tiene un contrato de compra-venta de gas con Brasil desde el año 1999.

La relación contractual tiene una duración de 30 años, hasta 2027.

El país vecino es el principal mercado para la produccción de gas boliviano.

El otro comprador es la Argentina, aunque los volúmenes enviados son menores.

Desde el último trimestre de 2008, Brasil disminuyó sus compras.