Interpol captura a «Chito» Valle en Lima

El yerno del ex dictador boliviano Hugo Banzer, fue detenido en las proximidades de la Embajada de EEUU en Lima. Se encontraba como ilegal en Perú.

image

Alberto «Chito» Valle, ex prefecto de La Paz. – La Prensa, Los Tiempos



    LIMA | ABI.

    La Policía Internacional (Interpol) aprehendió el viernes al prófugo ex prefecto de La Paz, Luis Alberto Valle Ureña, requerido por la justicia boliviana por corrupción, mimetizado en una calle de la ciudad de Lima, confirmaron fuentes de la embajada de Bolivia en la capital peruana.

    Más conocido como ‘Chito’, Valle Ureña fue detenido en las proximidades de la Embajada de Estados Unidos en Lima.

    Yerno del ex dictador boliviano Hugo Banzer, Valle fue detenido por agentes de la Interpol.

    La ex autoridad boliviana, que frisa los 65 años, lucía un aspecto fisonómico distinto a las fotografías en base de las los agentes de la Interpol lo buscaron más de un año, informaron fuentes policiales.

    Valle, que se encontraba en condición de ilegal en Perú, fue arrestado en una oficina del Poder Judicial en Lima, según la Embajada de Bolivia.

    Valle, acusado de peculado, se evadió de Bolivia en abril de 2009, cuando el Poder Judicial revocó una disposición que lo liberaba de cargos por malversación probada de 17 millones de dólares.

    El ex prefecto de La Paz que hizo caso omiso a los llamados procedimentales de la justicia de su país fue declarado rebelde y contumaz y fue juzgado en esa condición.

    Valle fue prefecto de La Paz entre 1997 y 1999, durante la segunda administración de Banzer, quien presidió un gobierno de facto entre 1971 y 1978 y ejerció constitucionalmente entre 1997 y 2001.

    Valle solicitó en abril de 2009 asilo político en Perú, basado en la decisión del gobierno del presidente Alan García que concedió asilo y refugio a los ex ministros bolivianos Mirtha Quevedo, Jorge Torres y Javier Torres Goitia, incorporados en un juicio de responsabilidades que el Supremo Tribunal sigue, por genocidio, al ex presidente Gonzalo Sánchez de Lozada y sus colaboradores en el período 2002-2003.

    Su pedido, por tratarse de una corruptela fue rechazado por lima y desde entonces vivía en Perú en condición irregular.

    Su correligionario Guillermo Fortún, ex ministro de Interiores de Banzer, también permanece en Perú en condición de ilegal, luego que las autoridades rechazaron un pedido de asilo. Los Tiempos digital