La Iglesia Católica denuncia “signos de deshumanización” con discapacitados

La Iglesia Católica denuncia “signos de deshumanización” con discapacitados
La Iglesia Católica denuncia “signos de deshumanización” con discapacitados
La Iglesia Católica denuncia “signos de deshumanización” con discapacitados

En un comunicado, la CEB señala que “el uso de agentes químicos por parte de las fuerzas del orden público refleja insensibilidad y falta de humanidad (..) La construcción de rejas que cercan una plaza pública, proyectan una imagen de autoritarismo y cerrazón”. Gobierno cuestiona la posición de la Iglesia.

La Conferencia Episcopal Boliviana (CEB) denunció hoy insensibilidad y violación a los derechos humanos de las personas con discapacidad que ayer fueron gasificadas por efectivos policiales en proximidades de plaza Murillo, en la ciudad de La Paz.

Un comunicado de la CEB, titulado “Signos de deshumanización” y leído por el secretario general de la CEB, monseñor Aurelio Pesoa, señala que la Iglesia “ante la violencia usada contra las personas con discapacidad, el día de ayer en la ciudad de La Paz, alza su voz de solidaridad con los hermanos que han marchado hasta la sede de Gobierno en demanda de mejores condiciones para su difícil situación”.

Puede leer también: Gasificación a discapacitados

Más de 30 personas con discapacidad acompañados de sus familiares pasaron la noche de este miércoles en vigilia, en la calle Junín esquina Indaburo, cerca de plaza Murillo, con el pedido de que el presidente Evo Morales acepte una reunión con ellos.

El comunicado de la CEB denuncia el uso innecesario de la fuerza pública contra los discapacitados que exigen un bono mensual de 500 bolivianos. “Denunciamos y rechazamos contundentemente el uso desigual e innecesario de la fuerza contra estos hermanos que solo están exigiendo ser escuchados y atendidos ante su situación de desventaja social”, añade.

El texto denuncia que el cierre de la plaza Murillo con rejas metálicas demuestra una presunta imagen de autoritarismo. “El uso de agentes químicos por parte de las fuerzas del orden público refleja insensibilidad y falta de humanidad y no podemos callar ante esta violación de los derechos humanos. Estas acciones, así como la construcción de rejas que cercan una plaza pública, proyectan una imagen de autoritarismo y cerrazón que no permiten espacios de verdadero encuentro en la sociedad”.

Puede leer también:  Instalan rejas para restringir el acceso a plaza Murillo

El comunicado de la CEB también menciona que la ciudadanía siente indignación por las acciones policiales ocurridas ayer contra la caravana de discapacitados. “Toda la ciudadanía boliviana y la sociedad en su conjunto, siente indignación y vergüenza por estos actos que hablan muy mal de los valores humano que mueven nuestra vida y de la fe cristiana que es profesada por la mayoría del pueblo boliviano”, añade.

La Iglesia Católica sugiere la urgente apertura del diálogo Gobierno y dirigencia de las personas con discapacidad. “Llamamos una vez más a tener actitudes de verdadera humanidad a un diálogo fraterno y constructivo en busca de salidas justas que mejoren la precaria situación en que viven las personas con discapacidad en nuestro país”, agrega.

Concluye el comunicado indicando “que el Dios de la solidaridad y la vida nos ayude a todos a encontrar caminos de entendimiento y respeto”.

Fuente: Red Uno, Página Siete