García Linera: Fui a la cárcel para que un indígena sea presidente de Bolivia

[vid url=http://cd1.eju.tv/wp-content/uploads/2018/01/MR03012018C.mp4]

El Vicepresidente Alvaro García Linera reivindicó su pasado de “guerrillero” y su lucha indianista que fructificó, según su óptica, en que un indígena como Evo Morales hoy gobierne Bolivia, al mismo tiempo que reiteró su decisión de no ir a la repostulación y más bien acompañar a Morales desde otra trinchera de lucha: las ideas y la formación de cuadros políticos para afianzar el proceso de cambio y el modelo de Estado Plurinacional.En declaraciones al programa nocturno “Que no me pierda” de la red Uno, abundó sobre los “éxitos” alcanzados en Bolivia durante los doce años del gobierno del MAS, principalmente  en el área económica, pero reconoció que han empezado  a surgir problemas  en el ámbito de las ideas, de la política y que a ello obedece  su decisión de no ir a la reelección y desplazar su accionar a la lucha ideológica para garantizar la continuidad del modelo vigente.García se define como un hombre  de lucha, “soy de primera línea, no de retaguardia” y dijo que ansía volver a la lucha contra la derecha en el plano de las ideas y el debate y para que “los indios continúen gobernando en Bolivia”.Dijo que el hombre o la mujer que acompañe como candidato a la vicepresidencia a Evo Morales, debe reunir ciertas características: la principal ser leal al líder, “no serrucharle el piso para querer ser presidente”, capacidad para ejercer doble función en el Ejecutivo, en gestión y planificación; y dirigir  a la Asamblea Legislativa en el amplio campo de las leyes y la fiscalización. También debe tener fortaleza física para acompañar el “ritmo” de trabajo de Evo.En cuanto a los cuestionamientos  nacionales e internacionales a la reelección indefinida de Evo Morales, el  vicepresidente repitió los argumentos que sustentan la posición del MAS para justificar tal repostulación, pese a que el pueblo boliviano en forma mayoritaria dijo NO en el referendo del 21F. No se modifica el artículo 168 de la CPE y por tanto se respeta este resultado, afirmó García y volvió a apelar a otro artículo de la Constitución boliviana, el 256, que antepone la aplicación  de los tratados internacionales suscritos por  un Estado en materia de  derechos humanos por sobre la Constitución de un país. Dijo que esa “contradicción” entre dos artículos de nuestra CPE “ha sido resuelta” por el Tribunal Constitucional, de manera  que Evo Morales y otras autoridades electas, pueden volver a repostularse, como parte de sus derechos humanos como ciudadanos.Al definir el modelo de país y de gobierno que dice defenderá en el futuro en la batalla de las ideas, afirmó que Bolivia es el país “más izquierdista del Continente, después de Cuba” y que el Estado Plurinacional de Bolivia se puede caracterizar como un proceso donde convergen “indianismo, socialismo y nacionalismo”. (eju.tv / L.M.)Video: QNMP, Red Uno